Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Delegado Gobierno a PNV: no se aprobarán los PGE de 2018 a cambio de "romper la Constitución" por la Seguridad Social

Asegura que "si se hubiera aceptado la exigencia" de "fractura de la caja única hace 20 o 30 años" ahora sería "la ruina de los vascos"
El delegado del Gobierno en el País Vasco, Javier de Andrés, ha advertido al Ejecutivo vasco y al PNV de que el Gobierno popular no aceptará aprobar los Presupuestos Generales del Estado de 2018 a cambio de "romper la Constitución e incumplir el Estatuto de Gernika" por la transferencia de la Seguridad Social. "Las transferencias se tienen que hacer en el ámbito y márgenes que están establecidos en el Estatuto y en la Constitución, y dentro de ese margen podemos llegar a acuerdos", ha añadido.
En una entrevista concedida a Radio Euskadi, recogida por Europa Press, De Andrés ha señalado, en relación a la transferencia de la Seguridad Social a Euskadi, que el Estatuto de Gernika "no se ha cumplido porque hay un empeño por parte del Gobierno Vasco y del PNV de que las transferencias no se hagan en los términos que establece la Constitución", y "si se pretende una cosa diferente es muy difícil que haya una transferencia".
En ese sentido, ha asegurado que, "si se hubiera aceptado esa exigencia que hacía el Gobierno vasco de pedir la transferencia de la Seguridad Social, la fractura de la caja única hace ya 20 o 30 años, ahora sería la ruina de los vascos".
"Las cosas son como son y las transferencias se tienen que hacer en el ámbito y márgenes que están establecidos en el Estatuto y en la Constitución, y dentro de ese margen podemos llegar a acuerdos", ha reiterado, para insistir en que "si se pretende que la transferencia se haga en otros términos no hay acuerdo, y esa es la situación a la que nos ha llevado muchas veces esa exigencia nacionalista que rompe y choca con el marco constitucional".
Por ello, ha insistido en que "no se van a aprobar los presupuestos de 2018 a cambio de romper la Constitución, a cambio de incumplir criterios del Estatuto y de la Constitución española", y ha señalado la "firmeza y el Estado de derecho en estas cuestiones no se va a cuestionar ni reducir a la oportunidad de que tengamos que sacar un presupuestos".
Asimismo, ha afirmado que la sistema de la Seguridad Social es "una forma que hemos acordado entre los vascos y el conjunto de los españoles en cuestión competencial, y a ese marco es al que nos tenemos que referir".
En su opinión, "no es una cuestión de planteamientos independentistas, sino una forma de colaboración y de establecimiento de relaciones institucionales entre las instituciones vascas y las españoles, en los términos señalados en el propio Estatuto, la Constitución y por las sentencias del Tribunal Constitucional, que delimitan cuál es el margen de capacidad que hay para fracturar la Seguridad Social, que, según señala el Constitucional, son muy pocas, para fortuna de todos los vascos".
DÉFICIT "MUY ALTO"
En ese sentido, ha recordado que "tenemos un déficit de la Seguridad Social en el País vasco muy alto, y la expectativa para los próximos años es que vaya empeorando, porque tenemos una población más envejecida que en el resto de España, y, además, unas cargas de pensionistas más altas que en otros lugares, y eso nos hace que tengamos un déficit hasta 10 puntos superior a la media nacional".
"Afortunadamente el modelo es global, hay una solidaridad en el conjunto de España, y eso se resuelve por una vía que evita a los vascos tener una aportación tan costosa como resultaría, para todos nosotros, si este asunto estuviera fractura, como parece que quiere el PNV", ha manifestado.
De Andrés ha señalado que "el conjunto de los españoles contribuimos con el 80% de lo que luego hay que distribuir en pensiones", y, "sin embargo, en el País Vasco, tan solo el 70% de lo que tenemos que pagar en el País Vasco, por lo que son 10 puntos por debajo del conjunto de España". En su opinión, "es más fácil sueprar esta situación como una fórmula de seguro, porque la Seguridad Social es un seguro, en este caso de pensiones, que cuanto más grande sea es mejor".
FINANCIACIÓN DE PENSIONES
Sobre opciones planteadas como financiar las pensiones vía impuestos o fondos de pensiones, De Andrés ha considerado que "la fórmula de buscar financiación vía presupuestaria es algo natural, y, de hecho, ya se está haciendo en lo que son las prestaciones que no son contributivas".
"Seguramente, esa es la vía para ceñir lo que es la parte contributiva a aquellos que han estado trabajando, y buscar una fórmula presupuestaria para quienes no han contribuido en su trayectoria vital", ha valorado, para subrayar que "eso es algo que está sucediendo en alguna medida en España, está sucediendo en otros países, y, seguramente, vamos hacia una fórmula mixta de financiación de la Seguridad Social".
En cuanto a los fondos de pensiones, cree que es "una solución individual y cada uno tiene que su futuro planificar". Según ha dicho, en España "es muy común que cada uno busque afianzar su futuro habiendo comprando una vivienda, que es el ahorro más importante que hace un ciudadano en nuestro país a lo largo de su vida, y también puede ser una EPSV la fórmula escogida para el ahorro, pero eso es un dinero añadido".