Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Cruce de acusaciones entre Barkos y UPN a cuenta de la colocación de ikurriñas en ayuntamientos

La presidenta del Gobierno de Navarra, Uxue Barkos, ha reprochado este jueves a UPN que durante sus mandatos "retorció" la ley para poder "castigar determinados sentimientos", mientras que la formación regionalista le ha respondido que el Gobierno foral "está dando el mensaje de que quien es nacionalista tiene un salvoconducto para saltarse la ley".
El debate se ha producido a raíz de una pregunta que ha formulado UPN en el pleno del Parlamento foral a raíz de la colocación de la ikurriña en varios ayuntamientos navarros el pasado verano con motivo de las fiestas patronales, advirtiendo de que "los sentimientos no están por encima de la ley".
Uxue Barkos ha respondido compartiendo que "no hay sentimiento que puedan estar por encima de la ley" y ha dado a UPN la "bienvenida a este club". "Cuando UPN gobernaba sí pretendió retorcer la ley hasta el punto de poder castigar determinados sentimientos, y tuvo que llevar a cabo modificaciones legislativas para castigar a los ayuntamientos por la vía de las aportaciones a las Haciendas Locales. El sentimiento, tampoco el suyo, puede servir para retorcer la ley hasta el punto de poder castigar lo que no se puede castigar", ha dicho Barkos.
En ese sentido, la jefa del Ejecutivo ha recordado que el anterior Gobierno aprobó un régimen sancionador por incumplimiento de la ley foral de símbolos con informe negativo del Consejo de Navarra y posteriormente tuvo que ser derogado dicho régimen sancionador.
El parlamentario de UPN Juan Luis Sánchez de Muniáin ha preguntado "por qué a la vista de la actuación ilegal de ayuntamientos -por la colocación de la ikurriña- el Gobierno de Navarra no ha ejercido ni una sola vez el deber de control de la legalidad de las corporaciones municipales que tiene atribuida".
Sánchez de Muniáin ha asegurado que "no hemos conocido ni un solo requerimiento a aquellos ayuntamientos que vulneran la ley" y ha asegurado que el Gobierno "está dando el mensaje de que quien es nacionalista tiene un salvoconducto para saltarse la ley".
A juicio del parlamentario regionalista, "los sentimientos tienen que ser respetados, pero en democracia los sentimientos de nadie están por encima de la ley". "La realidad de las instituciones ha de ser respetada y hay que hacerla cumplir, y es obligación del Gobierno hacer cumplir las leyes", ha indicado.