Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El Gobierno impugnará la declaración soberanista del Parlament

El Consejo de Ministros ha decidido impugnar la declaración soberanista aprobada por el Parlament de Cataluña tras estudiar los informes del Consejo de Estado y de la Abogacía del Estado. La vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, ha explicado que la decisión se hace por "mandato constitucional" y en "defensa de los derechos de los ciudadanos".

El Gobierno ha acordado, según ha explicado la vicepresidenta, recurrir la resolución del Parlamento de Cataluña que declara la soberanía del pueblo catalán, tras estudiar el informe del Consejo de Estado, que es coincidente con las conclusiones del de la Abogacía del Estado.
"Planteamos una impugnación, dando cumplimiento a un mandato constitucional" y "en defensa de los derechos de los ciudadanos", ha sentenciado Sáenz de Santamaría, que ha añadido que cuando las comunidades autónomas creen violadas sus competencias actúan de igual forma.
"Espero que igual que el Gobierno de España respeta los recursos de inconstitucionalidad por razones de competencia por parte de las comunidades, estas entiendan que el Gobierno de España debe seguir el mismo sistema de funcionamiento". Sáenz de Santamaría espera que Cataluña "entienda las reglas de juego".
La vicepresidenta ha hablado de lealtad y colaboración con todas las administraciones públicas, aunque ha recalcado que "no podemos disponer de lo que la Constitución deja en manos de todo el pueblo español, como es el derecho a decidir. En todos los demás aspectos estamos dispuestos a colaborar".
Si el Tribunal Constitucional admite a trámite el recurso, el Gobierno instará a la suspensión de la declaración soberanista,
No obstante, y a pesar de esta impugnación, la vicepresidenta ha dicho que el presidente del Gobierno espera poder reunirse cuanto antes con el president de la Generalitat, como está previsto.