Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El último Consejo de Ministros del año decide cuánto subirá la luz a partir de enero

La tarifa de la luz subirá entre el 2% y el 4% en enero si el Gobierno mantiene el anuncio de que la parte regulada del recibo eléctrico, que tiene un peso cercano al 60%, subirá "no más allá" del 2%. Fuentes cercanas al Gobierno han indicado que es probable que el Ejecutivo se decante en el Consejo de Ministros por una subida en la parte baja de esta horquilla. También se aprobará la congelación del Salario Mínimo Interprofesional (SMI) por real decreto. Se congelará en 645,30 euros mensuales tal y como ha comunicado por carta a los sindicatos, que se han mostrado contrarios a esta decisión. 

Fuentes cercanas al Gobierno han indicado que es probable que el Ejecutivo se decante en el Consejo de Ministros de mañana por una subida en la parte baja de esta horquilla, a la vista de las dificultades económicas de muchos hogares y de la pérdida de competitividad que implica una medida de este tipo.
En su informe remitido hoy al Gobierno, la CNMC ha recomendado elevar la parte del recibo relacionada con el coste de la energía, cuyo peso ronda el 40%, un 7,2% o un 3,4%, en función del periodo de referencia que se tome (el último trimestre disponible o el último semestre). De esta forma, el recibo subirá un 1,4% o un 2,9% solo por la subasta.
El ministro de Industria, Energía y Turismo, José Manuel Soria, anunció recientemente que la otra parte del recibo, la regulada, subirá "no más allá" de un 2% para recoger el coste de amortización anual del nuevo déficit de tarifa de 2013.
Este déficit de tarifa será de unos 3.600 millones y se producirá por la suspensión de partidas de dinero público inicialmente comprometidas con el sistema eléctrico. El coste para los consumidores de esta nueva deuda será de unos 300 millones al año.
La subida de peajes del 2% asociada a este nuevo déficit de tarifa tendrá un impacto al alza sobre el recibo cercano al 0,8%, de modo que la horquilla final de revisión de la tarifa en enero oscilará entre porcentajes del 2% y del 4%.
En todo caso, el nuevo mecanismo de la CNMC evita aplicar el resultado de la subasta eléctrica del pasado jueves, que ha quedado invalidada por el Gobierno y que habría provocado una subida de la luz del 11%, tras cerrarse con alzas del 25,6% en el coste de la energía.
El Consejo de Ministros da también luz verde a un real decreto por el que congelará en 645,30 euros mensuales el Salario Mínimo Interprofesional (SMI), tal y como ha comunicado por carta a los sindicatos, que se han mostrado contrarios a esta decisión.
Tras la decisión de congelar el SMI, éste se mantendrá en 21,51 euros al día o 645,30 euros al mes y en ningún caso por debajo de los 9.034,20 euros en cómputo anual. Es el segundo ejercicio, tras el de 2012, en que el salario mínimo se congela desde el estallido de la crisis.
El año pasado, el SMI experimentó un crecimiento del 0,6%, equivalente al incremento máximo de los salarios pactados en el II Acuerdo para el empleo y la negociación colectiva 2012-2013-2014, firmado el 25 de enero de 2012 por sindicatos y empresarios.
Esta decisión se une a la congelación del Indicador Público de Rentas con Efectos Múltiples (Iprem), índice que se utiliza como referencia para la concesión de becas, ayudas, subvenciones o el subsidio por desempleo, entre otros.
Tal y como recogen los Presupuestos de 2014, el Iprem se mantendrá en 532,51 euros mensuales (6.390,13 euros al año en doce pagas o 7.455,14 euros al año en catorce pagas). Con la congelación de 2014, el Iprem lleva ya cuatro años sin moverse.
Tras conocer la intención del Gobierno, los secretarios de Acción Sindical de CC.OO. y UGT, Ramón Górriz y Toni Ferrer, respectivamente, han enviado una carta a la ministra de Empleo y Seguridad Social, Fátima Báñez, en la que rechazan su propuesta.
En la misiva, los sindicatos recuerdan que el SMI ha perdido 5,5 puntos de su capacidad adquisitiva en cuatro años y se ha ido alejando así del compromiso suscrito por España en la carta social europea de que alcance el 60% del salario medio.
Además, recuerdan que el SMI español es uno de los más bajos de la UE-15, que bordea el umbral de la pobreza en hogares con un solo miembro y que se sitúa por debajo en hogares compuestos por al menos dos personas.
Reclaman una recuperación progresiva
En este contexto, reclaman una recuperación progresiva y modulada del poder de compra del SMI y reformar el artículo 27 del Estatuto de los Trabajadores para evitar que se sigan produciendo pérdidas de poder adquisitivo en este sentido.
Además, critican lo "acelerado" del proceso de consulta por parte del Gobierno, porque las organizaciones sindicales han recibido este jueves el borrador y tienen que responder antes de mañana a las 9.30 horas, horas antes de que se apruebe el decreto en el Consejo de Ministros.