Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El Consejo de Ministros aprobará este viernes ayudas para paliar los daños causados por los últimos temporales

El Gobierno tiene previsto aprobar durante la reunión del Consejo de Ministros de este viernes un Real Decreto Ley por el que se adoptan medidas urgentes para reparar los daños causados por las inundaciones y otros efectos de los temporales de lluvia, nieve y viento registrados en los últimos meses.
La reunión del Consejo de Ministros de este viernes estará presidida por el jefe del Ejecutivo, Mariano Rajoy, y contará con la presidencia de todos los miembros de su Gabinete, a excepción del ministro de Economía, Industria y Competitividad, Luis de Guindos, que participa en Bruselas en las reuniones del ECOFIN.
El pasado martes, durante su visita a las zonas afectadas por el último temporal en Comunidad Valenciana, el titular de Fomento, Íñigo de la Serna, avanzó la intención del Gobierno de aprobar este Real Decreto
para atender las actuaciones por daños causados por los últimos temporales, los registrados desde el pasado mes de noviembre.
Entre ellas, indicó que se declararía zona gravemente afectada por una emergencia de protección civil --la nueva figura que sustituye a la de zona catastrófica-- las comarcas de la Comunidad Valenciana afectadas por el temporal de la última semana y aseguró que el Gobierno trabajaría "intensamente" para que en Semana Santa el litoral valenciano, gravemente afectado por las lluvias y la nevada, estuviera reparado para la llegada de turistas.
Las medidas contempladas fueron estudiadas el pasado miércoles durante la reunión que la vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáez de Santamaría, mantuvo con los subsecretarios de los distintos ministerios.
Concretamente, la norma que aprobará el Gobierno arbitrará, por un lado, la disposición presupuestaria de los distintos Ministerios y, por otra, las ayudas que podrán solicitar los distintos municipios y afectados para minimizar los daños.