Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El alcalde de Cartagena (Murcia), investigado por la compra del edificio del antiguo Hotel Peninsular

El juzgado Número 5 de Cartagena ha abierto diligencias previas contra el alcalde del municipio, José López, por la trama de la adquisición del Hotel Peninsular.
Concretamente, López tendrá que acudir a declarar el próximo 3 de julio por los supuestos delitos de prevaricación, malversación, tráfico de influencias y negociaciones o actividades prohibidas, "sin perjuicio de su calificación conforme avance la instrucción", según dice textualmente el auto judicial.
Ante esto, el portavoz del PP Francisco Espejo ha informado que el pasado 3 de mayo de 2016 se presentó una denuncia en el juzgado "para investigar el posible trato de favor de José López a un amigo y compañero de partido por la compra exprés de la Peninsular; la operación más rápida de la historia del Ayuntamiento".
Según consta en el auto judicial, "tras el examen de la denuncia y la documentación aportada, resultan indicios suficientes de criminalidad contra José López, concejal de Urbanismo e Infraestructuras del Ayuntamiento de Cartagena, alcalde del Ayuntamiento de Cartagena y Presidente de la Junta de Gobierno Local".
Espejo ha dicho que la decisión del juzgado de llamar a López, responde según dice el auto judicial a que es el concejal que tiene competencia en materia de Urbanismo, "y fue el que dio las instrucciones precisas para que se iniciara el expediente administrativo".
Añade que "fue también López, quien indiciariamente acordó la retención de crédito de la partida de más de medio millón de euros, que se efectuó el 23 de diciembre de 2016 por la Jefa del Servicio Jurídico de Intervención Urbanística" y que "fue el mismo López, quien firmó el informe de la propuesta, el 28 de diciembre de 2016, para su aprobación en la Junta de Gobierno local, que se celebró al día siguiente, el 29 de diciembre, actuando como alcalde y presidente de la misma".
En este sentido, el portavoz 'popular' ha insistido en que "todos estos antecedentes suponen para el juzgado indicios racionales de cuatro presuntos delitos: prevaricación, malversación, tráfico de influencias y negociaciones o actividades prohibidas".
Así, "López tendrá que declarar ante el juzgado el próximo 3 de julio y aclarar todas las dudas surgidas por la compra de la pensión, la mayor inversión del Ayuntamiento en esta legislatura y de la que aún no ha dado respuesta", ha señalado.
Ese mismo día tendrán que acudir a declarar en calidad de testigo varios funcionarios municipales que han participado en el expediente y una de las dueñas de la pensión.
Francisco Espejo se ha preguntado, finalmente, "si Partido Socialista y Podemos serán capaces de mantener en el Gobierno municipal a un concejal imputado por cuatro delitos de corrupción".