Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El CGPJ retira la plaza para sustituir a Velasco, tras el regreso de García Castellón a la Audiencia Nacional

El Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) ha excluido la plaza correspondiente al Juzgado Central del Instrucción número 6 de la Audiencia Nacional para sustituir al juez Eloy Velasco, que ha ascendido a la Sala de Apelaciones, después de que el magistrado Manuel García Castellón comunicase al órgano de gobierno de los jueces su intención de regresar a su puesto.
La Comisión Permanente del CGPJ ha tomado esta decisión en la sesión extraordinaria y ha acordado suspender la convocatoria para magistrados anunciado el pasado 17 de mayo y publicada en el Boletín Oficial del Estado una semana después.
El acuerdo del órgano de gobierno de los jueces explica que la exclusión se produce por "una causa sobrevenida" ya que el titular de la plaza remitió un escrito manifestando su intención de reincorporarse de inmediato al juzgado, según ha informado el CGPJ en un comunicado.
La Comisión Permanente también señala que de no excluirse la plaza del concurso, el magistrado adjudicatario de la misma habría quedado inmediatamente adscrito al presidente de la Audiencia Nacional, José Ramón Navarro. El designado pasaría a prestar servicio donde determinara la Sala de Gobierno, a la espera de que se produjera una vacante en cualquier órgano unipersonal del tribunal --Juzgados Centrales de Instrucción, Juzgado Central de Menores con competencias de Vigilancia Penitenciaria o Juzgado Central de lo Penal-- para obtenerla en propiedad.
"Puede llevar al magistrado que resultare adjudicatario a una situación indeseada durante un tiempo prolongado", señala el acuerdo.
16 AÑOS FUERA DE ESPAÑA
El veterano juez Manuel García Castellón dejó la Audiencia Nacional hace más de 16 años para ser juez de enlace en Francia y después en Italia. Ahora regresa al juzgado que instruye, entre otras, causas de especial trascendencia mediática y política como son 'Púnica' y 'Lezo', en la que se investiga a excargos del PP.
De tendencia conservadora, García Castellón ha trabajado durante los últimos años de la banda ETA en el puesto clave de juez de enlace en Francia desde 2000 y doce años después fue designado para ocupar la misma plaza en Francia. Fue galardonado con la Legión de Honor por el gobierno francés y recibió la encomienda de Isabel la Católica de manos de José Luis Rodríguez Zapatero.
Durante su etapa en la Audiencia Nacional García Catellón se encargó de sumarios de gran complejidad y trascendencia mediática como fueron el caso Banesto, que supuso el procesamiento entonces de Mario Conde; el que investigó las irregularidades de Jesús Gil al frente del Atlético de Madrid y el asesinato por ETA de Miguel Ángel Blanco.