Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Bankia pagó 50 céntimos de comisión por transferir los 800 millones de la fianza

Condenan a Bankia a devolver 60.900 euros a una anciana analfabetaEFE

Bankia abonó una comisión de 50 céntimos por transferir a la cuenta del Juzgado Central de Instrucción número 4 de la Audiencia Nacional 800 millones de euros en concepto de fianza por responsabilidad civil impuesta por el juez Fernando Andreu el pasado mes de febrero, según ha desvelado este miércoles el abogado de Unión, Progreso y Democracia (UPyD), Andrés Herzog.

Herzog ha recibido el resguardo de la transferencia donde queda reflejado que la cantidad fijada fue remitida en efectivo por Bankia y su matriz, BFA. "Ya nos gustaría a muchos pagar unas comisiones como esas", ha indicado.
La entidad reclamará a los cuatro exconsejeros que están igualmente obligados a prestar la fianza de forma solidaria, Rodrigo Rato, José Manuel Fernández Norniella, José Luis Olivas y Francisco Verdú, que respondan de la parte que les corresponde.
Fuentes jurídicas consultadas por Europa Press recordaron que BFA y Bankia están, a partir de ahora, legitimadas para reclamar su parte a los exconsejeros, ya que hasta el momento ninguno de ellos ha depositado cantidad alguna para abonar la fianza.
Las dos entidades eligieron la transferencia bancaria de efectivo al considerar que esta operativa es más sencilla e implica menos costes que cualquier otra.
El pasado 13 de febrero, juez de la Audiencia Nacional Fernando Andreu impuso el pago de una fianza en concepto de responsabilidad civil solidaria de 800 millones de euros a Bankia, a su matriz BFA, al ex presidente Rodrigo Rato y a los antiguos miembros del consejo de administración Francisco Verdú, José Luis Olivas y José Manuel Fernández Norniella.
Responsabilidades derivadas de la causa
En su auto, el magistrado daba un plazo de un mes a la entidad, a BFA --por su condición de accionista único-- y a los antiguos consejeros para que depositasen este dinero, que tiene como objetivo asegurar las eventuales responsabilidades que se deriven de la causa en la que se investiga la fusión y salida a Bolsa y advertía de que, de no hacerlo, decretaría el embargo de sus bienes hasta cubrir 800 millones.
El titular del Juzgado Central de Instrucción número 4 consideraba que se había podido cometer un delito de falseamiento de cuentas en virtud del informe de los peritos cedidos por el Banco de España, del que se desprende que "con toda rotundidad los estados financieros contenidos en el folleto de la Oferta Pública de Suscripción (OPS) de Bankia no expresaban la imagen fiel de la entidad". A su juicio, la pericial que elaboró, a petición de la entidad, el experto Leando Cañibano no contradecía esta idea.
Según el juez, el importe de 800 millones de euros era "proporcionado, adecuado y justificado" al tratarse de una tercera parte de la suma invertida por los accionistas minoritarios, que alcanzó los 1.800 millones, y a la que debe sumarse el tercio establecido por la ley.