Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Alcaldesa de Almuradiel luchará por quitar el nombre del dueño de Casa Pepe a una calle del pueblo: "No tiene sentido"

La alcaldesa de Almuradiel (Ciudad Real), María Asunción del Moral, ha asegurado que desde su posición va a luchar por retirar a una calle de la pedanía de Venta de Cárdenas el nombre con el que se le bautizó hace dos meses, tomado del propietario del restaurante de carretera Casa Pepe, un vecino que según ha recordado "hacía apología de Franco y de Hitler" tanto a título personal como en su establecimiento.
En declaraciones a Europa Press, Del Moral ha dicho que "no tiene sentido" que este vecino, fallecido en 2013, tenga este reconocimiento en la localidad.
"Esta persona a mí me merece todos los respetos, pero que tenga reconocimiento dando nombre a una calle, no lo veo", ha manifestado la primera edil, quien ha recordado que este vecino, además de "apología" de Franco y de Hitler, "hablaba de que la mujer tenía que estar en la cocina".
Ha recordado que la petición nace de la Asociación de Vecinos de la pedanía donde se encuentra este restaurante, ubicado en la autovía A-4, en el paso de Despeñaperros, fronterizo con la provincia de Jaén.
María Asunción del Moral ha incidido en que en la sesión plenaria en la que se aprobó este homenaje participaron dos de los tres concejales del PP y ambos votaron afirmativamente; por lo que la decisión salió adelante gracias a la abstención de los dos concejales de Ciudadanos.
Dos son los concejales del PSOE en este Ayuntamiento, pero ella misma se encontraba de baja y no pudo participar en la votación, por lo que el único voto en contra a esta petición fue del único edil socialista presente.
En todo caso, ha relatado que ella misma asistió al pleno como público, dado que al estar de baja no podía presidir la sesión. Antes de proceder a la votación, exhibió un video en el que podía verse al propietario de Casa Pepe realizando afirmaciones en favor de Franco o Hitler, así como referencias a sus preferencias por chicas de 18 a 20 años. "A gato viejo, rata tierna", sostenía el homenajeado en este vídeo.
"Vieron todo lo que decía y aún así se sometió a votación, y sorprendentemente salió aprobada la moción", ha lamentado la alcaldesa.
Pese a que en la tarde de este mismo martes el hijo del homenajeado ha retirado la placa que da nombre a la calle para "evitar más polémica y no perjudicar al pueblo", la alcaldesa ha defendido que hay que tomar iniciativas municipales para revertir el nombre oficial de esta vía pública.