Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Rivera llama a "echar democráticamente a las bandas organizadas en forma de gobierno"

Albert Rivera, de campaña en AlmeríaEFE

El presidente de Ciudadanos (C's), Albert Rivera, ha asegurado este viernes que no existe el 'caso ERE' ni el 'caso Bárcenas' sino que existen los "casos PP y PSOE de Andalucía" y ha afirmado que el "problema" de la democracia española no es que "haya un ladrón" sino que hay "bandas organizadas con forma de gobierno que se han metido en nuestras casas y han gestionado dinero público, y que son incapaces de construir mientras nos meten las manos en los bolsillos".

"Hay que echarlos con la munición democrática que es el voto y hay que evitar que los cobardes se apoderen de las instituciones", ha espetado Rivera, quien se ha dirigido a la líder del Gobierno andaluz y candidata del PSOE-A a la Presidencia de la Junta, Susana Díaz, "mano derecha de los expresidentes Griñán y Chaves", según ha dicho, para decirle que "no basta con decir que no tiene culpa de nada".
En un mitin en Almería, ha considerado que hay que "ser valiente y denunciar al que roba". "Tienes que echar a los corruptos y no quedarte callado en tu escaño porque sino el problema eres tú y no los corruptos de tu partido", ha remarcado al tiempo que ha llamado a no caer en la "indiferencia ante esto" y a esgrimir "los valores civiles y ser ciudadanos". "Tenemos que ser ciudadanos y no súbditos, porque estamos colaborando con ellos si no lo hacemos", ha apuntillado.
Ante un auditorio de casi medio millar de personas en el Teatro Cervantes de la capital y arropando al candidato de C's, Juan Marín, ha hecho alusión también al PP para advertir, en alusión a las palabras del portavoz del PP en el Congreso, Rafael Hernando, de que "no ofende quien quiere sino quien puede poniendo apodos" ya que, a su juicio, "lo hacen porque saben que ya no convencen, saben que los ciudadanos ya no confían en ellos porque no son capaces de regenerar la vida pública".
El líder de C's ha manifestado que los ciudadanos no quieren votar a "los mismos" que generan "tasas de desempleo del 40 por ciento o no remueven obstáculos para que se cree empresa y empleo" pero tampoco quieren hacerlo a "los que se llevan el dinero de los parados o mordidas en los contratos públicos".
Al tiempo, ha trasladado su deseo de ver a Andalucía convertirse en la "tierra de oportunidades que es, sin gobiernos resignados a los que les gusta más la subvención o meter miedo a la gente para que no cambien su voto".
"Yo creo sinceramente, sin acritud, que los andaluces no se merecen el gobierno que han tenido y me avergüenza y me alucina, sin ser responsable, ver como sacan pecho en el PSOE-A, encantados de haberse conocido y diciendo que lo han hecho todo bien", ha subrayado.
Rivera también ha hecho referencia al papel que jugará el partido tras el 22 de marzo y ha advertido de que no van a irrumpir en el Parlamento andaluz para "calentar escaño, por un carguito o para estar en el gobierno para que nos tomen el pelo". "Si alguno tiene la tentación le decimos que no vamos a ser comparsa de nadie y le decimos a quien se piense eso que lo lleva claro", ha espetado para, a continuación, reivindicar el "papel decisivo" de C's en la cámara, que pondrá sus escaños "al servicio de los andaluces para darles capacidad de cambiar las cosas".
En esta línea, ha asegurado que el objetivo no pasa tampoco "por apuntalar un gobierno decadente de PP o PSOE" sino por "reactivar la economía, sin corrupción y logrando que la gente nos vuelva a mirar a la cara".
"Somos difíciles de convencer y si van a ofrecer carguitos ya les dijo que no hace falta que levanten el teléfono. Que no nos llamen si no hay un proyecto y eso es un avisto a navegantes porque cumplimos con nuestra palabra y no vamos a participar en proyectos en los que no creamos con argumentarios del 'y tú más'".
Rivera ha trasladado, por otro lado, que su partido no aspira "a cargarse lo que funciona" como "hacen otros que vienen dispuestos a cargárselo todo" pero tampoco a "perpetuar que todo siga igual de estropeado" sino a "arreglarlas".
Ha lanzado también un mensaje a quienes "quieren situarnos en la izquierda o la derecha". "Les hemos calado y sabemos que intentar enfrentar dividiéndonos en ficticios bandos pero nosotros tenemos que ir para adelante con decencia y sensatez porque algunos están empeñados en que sigamos siendo rojos y azules cuando nosotros lo que queremos es unir el valores", ha afirmado.
Para el líder de C's, el partido "no tiene suelo pero tampoco tiene techo", por lo que, a diferencia de a otros a los que la campaña se le va a hacer muy larga, según ha dicho, a ellos "se nos va a hacer muy corta".
"Paradójicamente la vida, bueno Susana Díaz, ha querido darnos esta gran oportunidad de que podamos tener un grupo parlamentario en Andalucía que permita que la etapa de cambio de arriba a abajo empiece en esta comunidad", ha indicado Rivera, quien ha concluido remarcando que la opción que representan los ha "convertido en un rival muy incómodo y una amenaza para sus sillas y sus escaños cuando nosotros vemos al paro y a la corrupción como el enemigo. Esa es la diferencia".