Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Absuelto un neonazi de amenazar al exdiputado de la CUP David Fernàndez

El juzgado adopta "la solución más favorable al reo" al no tener certeza de los hechos
El Juzgado de Instrucción 17 de Barcelona ha absuelto al joven vinculado con la extrema derecha acusado de amenazar al exdiputado de la CUP en el Parlament David Fernàndez el 18 de abril de 2016 en el paseo de Sant Joan de Barcelona, según la sentencia recogida por Europa Press.
Según los hechos probados, el tribunal considera que ese día el acusado abordó a Fernàndez y comenzó a "increparle y recriminarle sus ideas políticas", aunque no considera suficientemente probado que le amedrentara con expresiones como 'Yo soy fascista, sé exactamente quién eres', 'Te voy a dar una paliza ahora mismo. Te voy a destrozar' y 'No será hoy pero será otro día, esto es una cuenta atrás'.
El juzgado no ve acreditado "con la certeza y rigor que requiere el Derecho Penal" que el acusado, Miguel V., que había estado relacionado con el casal Tramontana de Barcelona --de ideología neonazi--, intimidara a Fernández.
Ve "dudas razonables" que impiden formar un juicio exacto de lo sucedido y alcanzar el necesario convencimiento moral sobre lo que ocurrió, ya que se trata de dos versiones contradictorias, la de Fernàndez y la del acusado, que no vienen avaladas ni corroboradas por prueba objetiva e imparcial, señala el tribunal.
Ante esta situación en la que se dan dos versiones confrontadas, el juzgado considera que procede decantarse por la versión más favorable al acusado: "Resulta lógico, humano y prudente adoptar la solución más favorable al reo".
JUICIO
Durante el juicio, Fernández explicó que el acusado se le plantó delante y le dijo, entre otras expresiones, 'sé quien eres perfectamente y te voy a dar una paliza ahora mismo', 'ya te ha llegado la hora' y 'lo tuyo es de cuenta atrás'.
Según el exdiputado, que hasta entonces estaba solo en el lugar, el acusado se fue a continuación al verse presionado por la presencia de un testigo aunque un rato después le siguió y rondó la calle donde vive, por lo que se sintió intimidado: "Gesticulaba de forma muy agresiva. Y no estaba fuera de sí".
En su declaración como acusado, Miguel V. negó que hubiese amenazado a Fernández y redujo los hechos a un "encuentro fortuito" y dijo que, cuando lo vio, le recriminó que hubiese acudido a recibir a Arnaldo Otegi cuando salió de prisión.
La Fiscalía pedía como condena una indemnización de 600 euros y una multa de algo más de 1.000 al considerar que si quedaba probado que amenazó al exdiputado.