Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Se entrega en Biarritz el presunto etarra Javier Atristain

Atristaín Gorosabel fue captado para integrar uno de los tres 'taldes' de legales que pretendía crear en Guipúzcoa y Vizcaya Beobide. La detención de éste permitió el arresto de otras seis personas, cuatro de ellas acusadas de prestar alojamiento y cobertura a miembros de ETA y dos presuntos etarras, Jon Rosales y Adur Arístegui, que fueron arrestados por los Mossos d'Esquadra en Girona al intentar escapar a Francia. Rosales temía ser detenido tras la detención de Beobide, quien le citó en sus declaraciones policiales.
En concreto, Atristain aparece en el auto en el que el juez de la Audiencia Nacional Fernando Grande Marlaska mandó a prisión a Rosales y Arístegui. Atristain aparece incluido en uno de los taldes que recibía el nombre de 'Imanol' y que contaba con "distinto material explosivo, principalmente amonal y cloratita, así como detonadores, cordón explosivo, etc".
Estos explosivos se los entregó a finales de 2008 en Francia a Beobide Eneko Zerrabeitia, lugarteniente del entonces jefe militar de ETA, Aitzol Iriondo, quien le ordenó esconderlos en el monte Gorbea de Guipúzcoa. El etarra Ibai Beobide Arza, alias 'Manex', se encargó de dinamizar tres taldes de legales: el 'Imanol', el 'Ezpala', y el de Algorta (Vizcaya). A sus órdenes llegó a tener a quince miembros de la banda entre pistoleros y colaboradores, algunos huyeron como Javier Atristain, Ekiñe Eizaguirre, Jone Lozano y Edier Zurriarain.