Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Pontevedra como punto de turismo religioso por las apariciones de la Virgen de Fátima

Que las religiones rigen los destinos de muchas personas es toda una evidencia y los datos lo confirman: nada menos que 330 millones de personas se mueven cada año motivadas por sus creencias. Un turismo religioso que supone casi un 3% de nuestro PIB, por lo que, aprovechando estas cifras, el PP de Pontevedra ha decidido que la ciudad está poco explotada en este aspecto y tienen todo un reclamo para ello: la supuesta aparición de la Virgen de Fátima a sor Lucía, una de las pastorcillas que la vio en Portugal en 1917. Siendo monja, se le apareció años después por segunda vez.
En el llamado Santurio de las Apariciones de Pontevedra, en 1925 y con tan sólo 18 años, se le apareció en dos ocasiones la Virgen de Fátima y una vez el niño Jesús.

“Esto, en la tradición católica, lo afirman los tres últimos Papas. Es decir, no lo afirma un concejal del PP, lo afirma la tradición católica”, explica un concejal popular.

No obstante, ese no es el único reclamo. En otro santuario de la región también está una talla del niño Jesús que envió el presidente Kennedy en el año 63 al conocer la historia de sor Lucía.

Ahora, el PP quiere convertirlo en lugar de peregrinación. Aunque, de momento, se queda en eso, en propuesta, porque ya ha sido rechazada. En Pontevedra gobierna el BNGA y el turismo religioso no es una de sus prioridades.