Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El interés de la deuda griega sube y se debilita el euro tras la decisión del BCE

La rentabilidad exigida en los mercados secundarios de deuda a los bonos griegos con vencimiento a diez años ha registrado un significativo repunte después de la decisión del Banco Central Europeo (BCE) de dejar de admitir la deuda del país heleno como colateral en sus operaciones de liquidez, mientras el cambio del euro frente al dólar caía a mínimos semanales ante la incertidumbre sobre la resolución de la crisis griega.

En concreto, el interés ofrecido a los inversores por los bonos griegos con vencimiento a diez años se situaba en el 10,676%, después de haber llegado a bajar este miércoles hasta el 9,793%.
En el caso de los bonos a cinco años, la rentabilidad alcanzaba el 12,927%, mientras que el interés de la deuda a tres años llegaba al 18,211%.
La creciente presión sobre Grecia en los mercados ya se hizo visible ayer, cuando el Tesoro del país heleno tuvo que pagar un interés del 2,75% para colocar 812,5 millones de euros en deuda con vencimiento a seis meses, frente al 2,30% abonado en la anterior subasta del mismo tipo, como consecuencia de la debilidad de la demanda, que bajó a mínimos desde julio de 2006.
Por otro lado, tras la decisión del BCE la cotización del euro en los mercados de divisas se debilitaba significativamente frente al 'billete verde' y se situaba en 1,1302 dólares, después de haber llegado a superar los 1,15 dólares el miércoles.