Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La confianza de los consumidores de EEUU inicia 2017 en máximos de trece años

La confianza de los consumidores de Estados Unidos ha experimentado un nuevo repunte en el mes de enero gracias al optimismo generado por las políticas promulgadas por el nuevo presidente de EEUU, Donald Trump, según el índice elaborado por la Universidad de Michigan, que se sitúa en 98,5 puntos, lo que supone su mejor nivel desde enero de 2004.
"El aumento de la confianza tras las elecciones ha estado protagonizado por una perspectiva más optimista para la economía y la creación del empleo durante el próximo año y unas proyecciones económicas más favorables para los próximos cinco años", comentó al respecto el economista jefe de la encuesta de confianza de la Universidad de Michigan, Richard Curtin.
No obstante, Curtin advierte de que el aumento de la confianza de los consumidores está basado en las promesas electorales que ha realizado Trump durante el transcurso de su campaña y no en resultados económicos.
En este sentido, añade que durante los últimos 50 años nunca se ha obtenido un resultado tan partidista de la encuesta. Curtin señala que, en relación con los resultados de hace seis meses, los encuestados afiliados al Partido Demócrata se muestran mucho más "pesimistas", observando el comportamiento contrario entre los republicanos.
Por otra parte, la valoración de la coyuntura actual por parte de los consumidores estadounidenses empeoró ligeramente en enero, hasta los 111,3 puntos desde los 111,9 de diciembre, mientras que las expectativas mejoraron ocho décimas hasta los 90,3 puntos.
"Los consumidores están convencidos de que el fortalecimiento de la economía forzará a la Reserva Federal de EEUU a subir los tipos de interés a un mayor ritmo, lo que ha provocado que uno de cada cinco consumidores se muestre favorable a anticipar un préstamo, para adelantarse al incremento de los tipos hipotecarios", apostilló el economista jefe.