Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El beneficio de Tyson Foods se reduce un 21% en su segundo trimestre fiscal

La multinacional estadounidense Tyson Foods, uno de los principales proveedores y comercializadores de carne de ternera, pollo y cerdo del mundo, registró un beneficio neto de 340 millones de dólares (311 millones de euros) al cierre del segundo trimestre de su ejercicio fiscal, lo que representa un retroceso del 21,3% con respecto al mismo periodo del año precedente, informó la compañía.
La cifra de ventas de Tyson Foods en su segundo trimestre fiscal, que finalizó el pasado 1 de abril, alcanzó los 9.083 millones de dólares (8.313 millones de euros), un 0,9% menos que un año antes, tras experimentar incendios en dos de sus plantas de procesamiento de pollo.
Entre las diferentes áreas de negocio del grupo, la división de carne de ternera facturó un 4,1% menos en el trimestre, mientras que las ventas de los negocios de cerdo y pollo crecieron un 9,4% y un 2,2%, respectivamente. Por su parte, los ingresos del área de comida preparada cayeron un 2,9%.
En los primeros seis meses del ejercicio fiscal de la multinacional estadounidense, el beneficio neto atribuido ascendió hasta 933 millones de dólares, un 4,5% más, mientras que la facturación bajó un 0,3%, hasta 18.265 millones de dólares (16.717 millones de euros).
"A pesar de los desafíos típicos de nuestro segundo trimestre y de acontecimientos aislados, el beneficio ajustado por acción se incrementó un 17% en la primera mitad del ejercicio fiscal", comentó al respecto el presidente y consejero delegado de Tyson Foods, Tom Hayes, que subrayó el rendimiento operativo trimestral experimentado por las divisiones de cerdo y ternera, lo que permitirá a la compañía invertir en el crecimiento a largo plazo.