Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Unidos Podemos quiere un plan para las camareras de piso e impedir la externalización precaria en los hoteles

El grupo parlamentario de Unidos Podemos quiere que el Gobierno elabore un plan sobre la situación laboral de las camareras de piso destinado a evitar la externalización de actividades en el sector hotelero por debajo de las condiciones fijadas en los convenios del sector.
En una iniciativa registrada en el Congreso por las diputadas Aína Vidal (En Común-ICV) y Rita Bosaho (Podemos) y recogida por Europa Press, Unidos Podemos llama a elaborar un Plan Estatal Sectorial de Empleo, en negociación con los interlocutores sociales y gestionado por las comunidades autónomas, para conocer las necesidades de estas trabajadoras y "suavizar" sus condiciones.
Asimismo, reclaman un estudio para orientar las medidas destinadas a que este colectivo pueda realizar su trabajo "de forma no lesiva y digna", revisando también el catálogo de enfermedades profesionales para incluir los trastornos musculo-esqueléticos y afecciones de columna propios de la actividad.
NÚMERO MÁXIMO DE HABITACIONES Y APARTAMENTOS
En este sentido, instan a señalar como "sector prioritario" a este colectivo en el ámbito de la Estrategia Española de Seguridad y Salud en el Trabajo 2015-2020, con una campaña específica de vigilancia y control dentro de los Planes de Acción 2017-2018 y 2019-2020. En él, apuntan, deberá fijarse un número máximo de habitaciones y apartamentos, así como de salidas a realizar diariamente para cada una de ellas.
En materia legal, la coalición pide establecer un nuevo marco en el que se impida la externalización de actividades, impidiendo que los convenios de empresas y servicios externalizados puedan estar por debajo de los convenios colectivos de los diferentes sectores.
Por último, instan a promover la posibilidad de rebaja de la edad ordinaria de jubilación para las trabajadoras del sector "como consecuencia de la excesiva carga laboral soportada durante años, y que les impida seguir en activo", concluyen.
UN SECTOR CLAVE EN LA ECONOMÍA
La precariedad laboral de las camareras de piso saltó a la actualidad el pasado lunes cuando la gobernanta de un hotel la denunció ante el vicesecretario de Comunicación del PP, Pablo Casado, durante un coloquio.
Esta profesional tomó la palabra para recriminar al dirigente 'popular' que, pese a las buenas cifras macroeconómicas por las que saca pecho el Gobierno, las camareras de piso --que trabajan en el turismo, sector clave para el crecimiento en España-- ganan dos euros por cada habitación que limpian y para poder llegar a los 800 euros tienen que limpiar unas 400 habitaciones al mes.
Tras señalar que hay que mejorar las condiciones laborales de todos los sectores, Casado le contestó señalando que su hermano, médico en la sanidad pública, tiene que pasar diariamente un número de consultas similar a de las habitaciones que tendrían que limpiar las camareras para ganar 800 euros, y que cifró en 15.