Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Thomson Reuters gana un 18,5% más en el primer semestre, hasta 713 millones

Thomson Reuters contabilizó un beneficio operativo de hasta 843 millones de dólares (713 millones de euros) en la primera mitad del año, lo que equivale a un 18,5% más que en el mismo periodo del ejercicio precedente.
La cifra de negocio de la empresa de información ascendió hasta los 5.597 millones de dólares (4.735 millones de euros), un 1% más que en la primera mitad de un año antes, cuando facturó 5.562 millones de dólares (4.705 millones de euros). En un comunicado, Thomson Reuters apunta a que, a tipo de cambio constante, la facturación total aumentó un 2%.
El Ebitda ajustado, por su parte, registró un incremento del 14% entre los meses de enero a junio, hasta situarse en 1.714 millones de dólares (1.450 millones de euros).
Por negocios, el relacionado con la contabilidad tributaria fue el que más vio crecer sus ingresos, hasta un 8% durante el primer semestre respecto al periodo equivalente del año anterior, mientras que el negocio de Reuters News fue el que mayor retroceso registró, de un 4%. El resto se mantuvo estable.
En cuanto a los últimos tres meses, Thomson Reuters obtuvo un beneficio operativo de 399 millones de dólares (337 millones de euros), un 0,5% menos que en el segundo trimestre de 2016. La cifra de negocio entre los meses de abril y junio fue de 2.782 millones de dólares (2.353 millones de euros), un 0,5% más.
Con todo, la compañía ha decidido elevar sus perspectivas de crecimiento para el margen de Ebitda ajustado hasta el rango de 29,3%/30,3% y de las ganancias por acción hasta los 2,40/2,45 dólares para el conjunto del ejercicio.
Por último, el presidente y consejero delegado de Thomson Reuters, Jim Smith, subraya que a pesar de la mejora de las perspectivas para ciertas variables, existen riesgos ajenos a la compañía que podrían causar que el balance anual sea diferente al supuesto, como un empeoramiento de la economía de los países donde opera, los delitos cibernéticos o una mayor accesibilidad a fuentes de información gratuitas o muy baratas.