Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

De la Serna espera que en seis meses haya acuerdo para desatascar la Operación Chamartín

El ministro de Fomento, Íñigo de la Serna, ha manifestado su esperanza de que se logre un acuerdo para desbloquear la denominada Operación Chamartín en el plazo de seis meses que se ha marcado la mesa de negociación formada las distintas administraciones implicadas en el proyecto urbanístico de ampliación hacia el Norte del Paseo de la Castellana de Madrid.
"No será fácil, pero es posible el acuerdo", aseguró el ministro durante su intervención en los Desayunos Informativos de Europa Press, en la que realizó un "llamamiento" a dicho consenso, "aprovechando" la presencia en el acto de la alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena.
"Me gustaría realizar un llamamiento al acuerdo en torno a la Operación Chamartín, que todos los partidos se sumen a la búsqueda de un consenso, que no será fácil, pero que es posible", declaró De la Serna, que considera que "el que no se haga nada, no beneficia a nadie".
Al ser preguntado por un plazo para lograr un acuerdo, el ministro se refirió al periodo de seis meses que la propia mesa de negociación se ha dado a partir de la primera reunión, mantenida recientemente.
La comisión negociadora está formada por el Ayuntamiento de Madrid, por Distrito Castellana Norte (DCN), la compañía promotora participada por BBVA y Grupo San José, y Adif.
El ministro apeló a encontrar "un punto de encuentro" en esta mesa de negociación a partir de las dos propuestas planteadas para acometerlo, la de los promotores y la alternativa planteada por el actual equipo de Gobierno del Ayuntamiento de Madrid.
En paralelo, el proyecto tiene una vía judicial, dado que el Ministerio de Fomento recurrió a los tribunales el rechazo que el Consistorio al proyecto original, el planteado por los promotores y que ya contaba con el consenso de todas las partes antes del cambio de equipos en el Ayuntamiento.
La denominada Operación Chamartín pretende extender hacia el Norte el Paseo de la Castellana de Madrid, aprovechando los terrenos que se liberarían cubriendo el haz de vías que confluye en la estación de tren de Chamartín.