Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Prosegur compra el negocio de Toll Secure en Australia

Prosegur ha completado la adquisición de la división de logística de valores y gestión de efectivo del Grupo Toll en Australia, conocido como Toll Secure, anunció en un comunicado.
La consolidación del negocio de Toll Secure permitirá a Prosegur crecer en segmentos de actividad en los que, hasta la fecha, cuenta con menor presencia, como el transporte de carga valorada o el transporte con vehículos ligeros.
La compra del negocio de Toll Secure refuerza además la presencia de Prosegur en las áreas de Sydney y Melbourne, en las que se concentra la mayor parte del negocio adquirido.
Con esta operación, la compañía consolida su posición como segundo operador en el negocio de logística de valores y gestión de efectivo en Australia.
Toll Secure opera con una flota de más de cincuenta vehículos, dispone de dos centros de procesamiento de efectivo autorizados por el Banco de Australia y aporta a Prosegur una plantilla de más de setenta empleados.
Dentro de sus tres unidades de negocio, Prosegur Seguridad, Prosegur Alarmas y Prosegur Cash, la compañía opera en Australia a través de su división Prosegur Cash.
La compañía inició su actividad en Australia en el año 2013, tras la adquisición de Chubb Security Services. Desde entonces, Prosegur ha consolidado su posición en el mercado australiano y ha aumentado su presencia territorial.
Prosegur ofrece en Australia servicios de logística de valores, gestión de efectivo, operación y mantenimiento de cajeros automáticos, externalización de procesos y servicios de automatización y autopago, entre otros.
En total, la empresa cuenta en Australia con 27 delegaciones y una plantilla de más de 1.000 personas. Esta fuerte implantación en la geografía australiana refuerza el compromiso de Prosegur con sus operaciones en el país.