Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Nikon presenta unas pérdidas anuales de 57,3 millones

La japonesa Nikon ha registrado unas pérdidas de 7.100 millones de yenes (57,3 millones de euros) en su último ejercicio fiscal, iniciado el 1 de abril de 2016 y concluido el pasado 31 de marzo, según informó la compañía este viernes.
En concreto, el grupo especializado en el sector de la imagen digital ha perdido 7.100 millones de yenes (57,3 millones de euros) en los últimos doce meses, frente al beneficio atribuido de 18.200 millones de yenes (146,9 millones de euros) que obtuvo en el mismo periodo del año anterior.
La cifra de negocio cayó un 8,6%, situándose en 748.800 millones de yenes (6.048 millones de euros).
Por divisiones, las ventas obtenidas por su negocio relacionado con los equipos de precisión se situaron en 247.600 millones de yenes (1.999 millones de euros), lo que representa un incremento de un 38,47% respecto a un año antes.
Por su parte, los ingresos relacionados con su segmento de productos relacionados con la imagen, como las cámaras digitales, se han anotado una caída de un 26,4% frente a las ventas de un año antes, situándose en 383.000 millones de yenes (3.092 millones de euros).
Asimismo, la división de instrumentos cayó un 5%, hasta 73.400 millones de yenes (592,7 millones de euros), y la médica se incrementó un 10,4%, situándose en 20.200 millones de yenes (163.1 millones de euros).
El grupo indicó que su actividad relacionada con los productos de imagen continúa con una "paulatina desaceleración", compensada con "la mejora" de su negocio de equipos de precisión, así como por los productos médicos que, "gracias al envejecimiento de la población son más demandados, especialmente los instrumentos oftalmológicos".
Para el próximo ejercicio, Nikon prevé regresar a las ganancias y obtener un beneficio atribuido de 34.000 millones de yenes (274,5 millones de euros). En cuanto a la cifra de negocio, pronostica una caída de un 6,4%, hasta 700.000 millones de yenes (5.652 millones de euros).