Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La Eurozona no empezará a recuperarse antes de la segunda mitad de 2013

Mario Draghi durante una intervención en el Parlamento EuropeoREUTERS/Francois Lenoir

El presidente del Banco Central Europeo (BCE), Mario Draghi, considera que la zona euro aún no ha salido de la crisis, aunque confía en que la mayor parte de los países del euro puedan iniciar su recuperación en la segunda mitad del próximo año.

En declaraciones a la emisora francesa 'Europe 1', el banquero italiano reconoció que "todavía no hemos salido de la crisis (...) la recuperación para la mayoría de países de la zona euro seguramente comenzará en el segunda mitad de 2013".
En este sentido, Draghi defendió el carácter "inevitable" de los procesos de consolidación presupustaria por parte de los distintos miembros de la eurozona, incluso a pesar de que estos esfuerzos provoquen una contracción de la actividad a corto plazo.
Por otro lado, el presidente del BCE volvió a defender la necesidad de aplicar con rapidez la supervisión bancaria única en la zona euro y que esta cubra bajo su radio de acción a todos los bancos de la región.
"Un supervisor único es necesario cuando se trata de la unión monetaria, ya que queremos que todos los bancos de la zona euro sean fiables, independientemente del país en que estén establecidos ", dijo el banquero, que defendió la importancia de contar con "reglas únicas para todo el mundo".
"Hemos vivido en un mundo de cuento de hadas"
Posteriormente, durante su intervención en una conferencia económica celebrada en París, en la que también ha participado la directora gerente del Fondo Monetario Internacional (FMI), Christine Lagarde, el 'Guardián del euro' ha subrayado que la actual crisis ha puesto de manifiesto los riesgos de permitir grandes desequilibrios a la hora de crear la unión monetaria.
"La crisis ha mostrado que vivíamos en un mundo de cuento de hadas en lo que se refiere a subestimar los desequilibrios", afirmó el presidente del BCE.
"La crisis ha dejado absolutamente clara una cosa: Los grandes desequilibrios en el seno de la zona euro pueden convertirse en una preocupación fundamental para la estabilidad de la unión económica y monetaria"", añadió.