Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La prima de riesgo de Italia vuelve a superar los 400 puntos

Italia coloca 3.864 millones en bonos a cinco años a un interés mayor ante la caída de la demanda

La prima de riesgo ofrecida a los inversores por los bonos italianos a diez años respecto a los alemanes ha vuelto a situarse por encima de la cota de 400 puntos básicos, que no había alcanzado desde la intervención a principios de agosto del Banco Central Europeo (BCE) en los mercados secundarios de deuda, tras conocerse los contactos entre el país transalpino y China para atraer inversiones.
El Tesoro italiano ha logrado colocar 3.864,57 millones de euros en bonos a cinco años, por debajo del máximo previsto, con un interés del 5,60%, por encima del 4,93% abonado en la anterior subasta de este tipo celebrada el pasado 14 de julio, ante la fuerte caída de la demanda.
En concreto, el diferencia de la deuda italiana respecto al 'bund' escalaba a 406 puntos básicos, con un rendimiento del 5,760%, después de haber iniciado la sesión en 385 puntos básicos.

Por su parte, la prima de riesgo española subía hasta 373 puntos básicos, con un rendimiento del 5,431%, frente al diferencial de 359 puntos básicos registrado al comienzo de la jornada.

Desde que el BCE confirmara hace un mes su decisión de intervenir activamente en los mercados de deuda para calmar las tensiones respecto a la deuda periférica de la zona euro la institución ha invertido 70.207 millones de euros en la compra de bonos soberanos, el 49% del importe total de 143.000 millones desembolsado hasta la fecha en el marco de su controvertido programa de compra de bonos, que se ha cobrado hasta la fecha las 'cabezas' de los representantes alemanes en la institución Juergen Stark y Axel Weber.