Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Iberdrola obtiene la mejor calidad de suministro de su historia hasta agosto

Iberdrola, a través de su filial de distribución, ha mejorado más de un 17% la calidad del suministro eléctrico que ofrece a sus clientes en España hasta el pasado mes de agosto en relación al mismo periodo del pasado ejercicio, obteniendo el mejor registro de toda su historia.
La compañía energética ha registrado en los ocho primeros meses de este año un Tiempo de Interrupción Equivalente a la Potencia Instalada (TIEPI), índice que mide este servicio, de 35,5 minutos, cifra histórica que contrasta con la conseguida durante ese mismo periodo de los últimos ejercicios.
En concreto, en 2015 registró 42,8 minutos; en 2014 acumuló 36,2 minutos; en 2013 un total de 44,1 minutos; un año antes presentó 36,4 minutos y en el ejercicio 2011 registró 37,2 minutos.
Asimismo, Iberdrola ha mejorado el registro en lo que va de 2016 respecto al último año en prácticamente todas las comunidades autónomas en las que distribuye energía, con avances muy destacados en Castilla-La Mancha (con una mejora del 24,2%), la Comunidad Valenciana (24%) o el País Vasco (21%).
De igual forma, el dato específico correspondiente al mes de agosto, de 3,6 minutos, ha mejorado un 33% el obtenido durante eses mismo mes de 2015 (5,4 minutos) y se ha convertido, por sí solo, en el mejor de la serie histórica de la empresa. Este registro se ha logrado, además, en un mes en el que la demanda en la zona de distribución de la compañía ha crecido un 0,9%, hasta los 7.705 gigavatios por hora (GWh).
PROGRAMA STAR DE INSTALACIÓN DE CONTADORES INTELIGENTES.
En este progresivo avance de la calidad del servicio que ofrece Iberdrola han influido tanto las inversiones realizadas en nuevas infraestructuras de distribución eléctrica y en el mantenimiento y renovación de las ya existentes, como el despliegue en curso del programa de instalación de contadores inteligentes en España, denominado STAR.
Por un lado, Iberdrola, que solo durante 2015 invirtió en esta área de negocio en España más de 345 millones de euros, puso en marcha a lo largo de ese año 794 kilómetros de nuevas líneas (640 de ellos, subterráneos) y 11 subestaciones.
A su vez, la empresa acaba de superar los ocho millones de nuevos contadores en las 10 comunidades autónomas en las que distribuye energía, alcanzado el 76% de todo su parque en España con potencia contratada igual o inferior a 15 kilovatios, que asciende a 10,5 millones.
Además, ya ha adaptado alrededor de 48.000 centros de transformación distribuidos por toda la geografía española, a los que ha incorporado capacidades de telegestión, supervisión y automatización.
La compañía también incluye en el TIEPI las interrupciones del servicio programadas en el marco del programa STAR, por lo que, de no haberse tenido en cuenta, los datos de calidad del suministro hubieran sido "aún mucho más impactantes".