Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

IU dice que la reforma de Sociedades es una "burda estratagema" para tapar los errores fiscales del Gobierno

Izquierda Unida (IU) ha tachado la reforma del pago fraccionado del Impuesto sobre Sociedades que ha aprobado hoy el Consejo de Ministros de "burda estratagema para tapar los graves errores del Gobierno de Mariano Rajoy por su obsesión en favorecer a las élites económicas y a las grandes empresas a través de los impuestos".
En un comunicado, el coordinador federal de IU, Alberto Garzón, y el responsable federal de Políticas Económicas de IU, Carlos Sánchez Mato, coinciden en advertir de que el Ejecutivo en funciones del PP acomete ahora estos cambios como si hubieran cometido "un simple error de cálculo", no reconocen el "grave quebranto" producido a las arcas públicas, ni asumen responsabilidades ni piden disculpas por ello y, lo que es más importante, las medidas que se adoptan siguen si corregir "la manifiesta injusticia fiscal" impuesta en estos años por el Gobierno.
Según IU, los 8.000 millones de euros adicionales que pemitirá recaudar la reforma del impuesto supone un "desesperado intento de este errático Gobierno del PP para tratar una vez más de cumplir con el objetivo de déficit público comprometido con Bruselas y que para 2016 está fijado en el 4,6% del PIB.
"Pretenden corregir a toda prisa el gravísimo error que cometieron y que desde Izquierda Unida ya anticipamos que se produciría cuando pusieron en marcha los primeros cambios, pero seguimos muy preocupados porque la reforma de hoy sigue sin atajar la injusticia tributaria y no aborda la necesaria corrección al alza de lo que deberían pagar realmente las grandes corporaciones", indicó Garzón.
Para el coordinador federal de IU, se trata de un "juego de malabares" para que sin subir el tipo efectivo que tienen que pagar las grandes empresas, la caja de la Hacienda Pública tenga liquidez. "Es como hacer que estas grandes empresas concedan un préstamo a tipo de interés 0% al Tesoro Público", afirmó.
Por su parte, Sánchez Mato denunció que se pone en marcha "a toda prisa" para que tenga efecto en los pagos fraccionados de octubre y diciembre, después de que se haya disparado el déficit del Estado por la caída de más del 20% de este impuesto hasta el pasado mes de agosto, es decir, unos 2.500 millones de euros menos.