Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

De Guindos asegura que pedir "sacrificios" a los ciudadanos es "ineludible"

Guindos descarta nuevos recortes este año para cumplir el objetivo de déficit

El ministro de Economía y Competitividad, Luis de Guindos, ha asegurado que el Gobierno es "consciente" de que está pidiendo "sacrificios" a los ciudadanos, si bien ha avisado de que son "absolutamente ineludibles" para garantizar las prestaciones sociales. Además, de Guindos sostiene que los ajustes aprobados hasta ahora por el Gobierno, y en particular la subida del IVA, son "suficientes" para recortar el déficit hasta el 6,3% del PIB este año, como exige la UE, y descarta de momento que sean necesarios nuevos recortes.
"Los sacrificios son absolutamente ineludibles para corregir el entorno difícil y poner las bases de la recuperación", defendió el ministro en rueda de prensa tras asistir al Ecofin. De Guindos además señaló que la recuperación económica y del empleo garantizarán el estado de Bienestar.
El titular de Economía mostró su "respeto" por las manifestaciones y enfatizó que el Ejecutivo de Rajoy tiene la "convicción" de que sus medidas para ajustar las cuentas públicas sientan las bases para iniciar una futura recuperación económica.
No serán necesarios más recortes
Guindos se comprometió este viernes ante el Eurogrupo a preparar nuevas medidas presupuestarias si se aprecian desvíos respecto al objetivo de déficit, según anunció el presidente del Eurogrupo, Jean-Claude Juncker.
"Se tomaron medidas a mediados de julio", ha resaltado el ministro de Economía, en referencia a la subida del IVA, al ser preguntado por si habrá más ajustes. "Creemos que estas medidas son suficientes para el cumplimiento de nuestros compromisos desde el punto de vista del objetivo presupuestario", ha zanjado.
En este sentido, Guindos ha asegurado que el plan de reformas que el Gobierno tiene previsto aprobar el 27 de septiembre, junto con los presupuestos para 2013, no incluye recortes sino únicamente medidas cuyo objetivo es impulsar el crecimiento con un calendario preciso para su aplicación.
"Es un plan para fomentar el crecimiento económico, es un plan de racionalización económica, no tiene nada que ver con el tema presupuestario", ha insistido el ministro de Economía.
Las reformas se centrarán en "mejorar el funcionamiento de la administración", en ámbitos como el del comercio exterior, la competitividad o el I+D+i, ha explicado De Guindos, y en "la mejora del funcionamiento de los mercados y servicios en España".
"El cumplimiento de estos objetivos, tanto de déficit público como las reformas económicas es alguno bueno para la economía española, es imprescindible para la economía española. No es ningún tipo de imposición por parte de nadie, es nuestra aportación a la estabilización de la zona euro", ha señalado.