Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Facua denuncia una web por vender tabaco a través de Internet, una práctica prohibida por Ley

Multas que oscilan desde 601 euros hasta 10.000 euros
Facua-Consumidores en Acción ha denunciado a la web Jinnapp, con sede social en Londres, por vender tabaco a través de Internet, una práctica que está expresamente prohibida por ley en España, según ha informado la asociación en un comunicado.
En concreto, la organización de consumidores ha advertido a las autoridades de Madrid y Barcelona de que la plataforma cuenta con una red de estancos que actúan como puntos de entrega, así como del riesgo de que el producto pueda ser adquirido por menores.
Facua ha presentado un escrito ante la consejería de Sanidad de la Comunidad de Madrid y el Instituto Catalán de la Salud, al ser Madrid y Barcelona las únicas ciudades españolas donde opera la plataforma, que tiene su domicilio social en Londres, reclamando la apertura de un expediente sancionador a la plataforma tras comprobar que ésta se dedica a la venta de tabaco.
Para ello, la plataforma cuenta con conciertos con diferentes establecimientos físicos repartidos por ambas ciudades, nueve en Madrid y cuatro en Barcelona, que se encargan de intermediar y entregar el pedido realizado por los usuarios a través de Internet.
Facua ha solicitado a las autoridades de consumo de ambas regiones que expediente también a las empresas que regentan todos estos establecimientos, al concurrir indicios suficientes que evidencian que estos actúan en el proceso de venta de tabaco 'online'.
La asociación de consumidores ha indicado que Jinnapp.com "admite abiertamente" que permite al usuario "contratar los servicios de recogida y entrega a través de un repartidor para la recogida y entrega de artículos, incluyendo la recogida a terceros vendedores o comerciantes", así como que "sus condiciones de uso, su objeto y formación se rigen por el Derecho español común".
Facua ha recordado que la adquisición de tabaco a través de una web implica una vulneración del artículo 3 de la Ley 28/2005, de 26 de diciembre, de medidas sanitarias frente al tabaquismo y reguladora de la venta, suministro, consumo y publicidad de los productos del tabaco. Para las infracciones graves, la ley prevé multas desde 601 hasta 10.000 euros.
En concreto, en su apartado sexto, se estipula que "se prohíbe la venta y suministro de productos del tabaco por cualquier otro método que no sea la venta directa personal o a través de máquinas expendedoras que guarden las condiciones señaladas en el artículo siguiente. Queda expresamente prohibida la venta o suministro al por menor de productos del tabaco mediante la venta a distancia o procedimientos similares".
Facua reitera que, más allá de estar prohibido por ley, comercializar tabaco a través de Internet implica que sea imposible controlar quién adquiere realmente el producto.
En este sentido, la asociación incide en el riesgo de que el tabaco pueda ser comprado por menores de edad y la misma norma contempla como "infracción grave" la "venta y suministro de productos del tabaco mediante la venta a distancia o procedimientos similares, excepto la realizada a través de máquinas expendedoras".