Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Papandreu pide que la cumbre europea tome las "decisiones necesarias" sobre Grecia

El primer ministro griego Yorgos Papandreucuatro.com

Se reúne en Bruselas con Van Rompuy

El primer ministro griego, George Papandreu, ha pedido este jueves que la próxima cumbre de líderes europeos que se celebrará el 23 de octubre tome las "decisiones necesarias sobre Grecia" con el objetivo de "garantizar la confianza y la calma en los mercados".
"Un elemento crucial (en el Consejo Europeo) es adoptar las decisiones necesarias sobre Grecia", ha dicho Papandreu, sin dar más detalles, tras reunirse durante tres horas con el presidente del Consejo Europeo, Herman Van Rompuy.
"Necesitamos garantizar la confianza y la calma en los mercados. Necesitamos lograr un crecimiento sostenible e inversión porque Grecia tiene mucho potencial, pero en el pasado este potencial ha sido mal gestionado", ha señalado.
"Soy más optimista sobre la existencia de una nueva voluntad de estar a la altura de este desafío común para Europa. Así que creo que podemos hacer que esta crisis sea una oportunidad para el éxito, tanto en Grecia como en Europa", ha dicho Papandreu en una comparecencia ante la prensa en la que no ha estado acompañado por Van Rompuy.
"Estamos avanzando con importantes reformas, cambios radicales en toda la economía griega y la administración pública para garantizar la competitividad, la productividad, el crecimiento, la transparencia y la justicia social", ha defendido el primer ministro griego.
"Como le he dicho al presidente Van Rompuy, los ciudadanos griegos quieren cambios. Queremos cambios en Grecia. Y por muy dolorosos que sean estamos comprometidos a llevar a cabo estos cambios", ha resaltado.
Los países de la eurozona tienen previsto aprobar en los próximos días el pago de una ayuda urgente de 8.000 millones para Grecia después de que los inspectores de la UE y el FMI concluyeran que Atenas ha cumplido las condiciones en materia de ajustes y reformas. Se trata del sexto tramo del primer rescate de 110.000 millones acordado en mayo de 2010.
Pero los líderes europeos debatirán en la cumbre del 23 de octubre pedir a la banca que, en el marco del segundo rescate de 109.000 millones, acepten una quita en los bonos griegos que tienen en su balance superior al 21% acordado en julio. El motivo es que consideran que desde entonces ha empeorado la sostenibilidad de la deuda griega y se ha encarecido el coste del rescate, según han explicado fuentes europeas.
En todo caso, la UE quiere que la reestructuración de la deuda griega se haga de forma ordenada para no generar un "evento de crédito" que desencadene los seguros de impago de la deuda (CDS, por sus siglas en inglés).
Papandreu ha explicado que espera que la cumbre del 23 de octubre adopte "una solución global y duradera a la crisis en la eurozona" que incluya cuestiones como "la necesidad de una cooperación económica e integración más profunda y gobernanza, el refuerzo del fondo europeo de estabilidad financiera y el refuerzo del sistema bancario europeo.
También ha reclamado "afrontar los fallos en el diseño institucional de la eurozona". "Me gustaría sumar mi voz a los que creen en una Europa más fuerte y más integrada", ha dicho.