Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Commerzbank despedirá a 9.600 personas y suprimirá el dividendo

Commerzbank, el segundo banco de Alemania, reducirá su plantilla en 9.600 empleados y suprimirá el dividendo en el marco de un plan de reestructuración por valor de 1.100 millones de euros con el objetivo de incrementar su rentabilidad de cara a 2020, según informó en un comunicado, que adelantó que el resultado correspondiente al tercer trimestre de su ejercicio fiscal será negativo.
La decisión forma parte de la nueva estrategia de Commerzbank, que pasa por reducir sus cuatro divisiones actuales a dos unidades de negocio, una dedicada a clientes corporativos y otra al negocio minorista, "lo que reducirá la volatilidad de las ganancias y el riesgo regulatorio y liberará capital para invertir en nuestros negocios principales", indicó la entidad.
De cara a 2020, el banco alemán prevé incrementar su rentabilidad concentrándose en sus negocios clave, digitalizando el 80% de los procesos relevantes y mejorando su eficiencia. El proceso supondrá un gasto de 700 millones de euros en las cuentas del tercer trimestre, lo que llevará a la entidad a registrar pérdidas en este periodo.
"Poner el foco en nuestro negocio principal, suprimiendo algunas actividades y digitalizando y automatizando los flujos de trabajo, supondrá una reducción de personal de 9.600 empleados", indicó Commerzbank, que, no obstante, creará 2.300 nuevos puestos de trabajo en áreas en crecimiento, por lo que la reducción neta de puestos de trabajo asciende a 7.300.
Además, para cubrir los costes de reestructuración de 1.100 millones de euros la entidad anunció el cese del dividendo "por el momento", por lo que la Commerzbank retendrá todas sus ganancias.
Bajo el nuevo plan, el banco espera que su ratio de capital básico CET1 supere el 12% en 2018 y se sitúe por encima del 13%