Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Cerca de 6.000 asesores financieros se examinaron en la EFPA en 2016, un 50% más que el pasado año

Cerca de 6.000 asesores financieros se sometieron a exámenes de la European Financial Planning Association (EFPA) durante el pasado 2016, más que ningún otro año, según ha informado la entidad evaluadora a través de un comunicado.
La cifra registrada supone un incremento del 50% de los candidatos respecto a 2015, cuando las certificaciones de esta entidad obtuvieron el visto bueno de la European Securities and Markets Authority (ESMA) --o Autoridad Europea de Valores y Mercados--, ente regulador europeo.
Desde su creación en 2000, la EFPA, que cuenta con 13.000 miembros certificados en España, ha realizado en el país más de 50.000 exámenes individuales a profesionales financieros. Las certificaciones que expiden exigen su renovación cada dos años y exigen un compromiso con el código de conducta de la asociación y la firma de una declaración de honorabilidad.
Actualmente, 21 universidades y centros de formación especializados en finanzas están acreditados por EFPA como centros reconocidos para la preparación de los candidatos al examen.
ADAPTACIÓN A LA NUEVA DIRECTIVA EUROPEA
A lo largo de este año, EFPA España pondrá en marcha dos nuevas certificaciones para adaptarse a las exigencias derivadas de las directrices de la ESMA, la directiva MiFID II, que entrará en vigor a partir de enero de 2018. La Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) tiene pendiente trasponer las directrices del regulador europeo para consolidar la adaptación.
Los exámenes para las nuevas certificaciones --EIP e EIA, de asesoramiento sobre producto y provisión de información respectivamente-- se iniciarán el próximo mes de marzo.
La nueva certificación EIP (European Investment Practitioner o Profesional Europeo de Inversiones) está diseñada para todos aquellos profesionales que puedan dar información o asesorar sobre productos financieros a los clientes.
El objetivo de la certificación es complementar los segmentos básicos de las redes comerciales de entidades financieras y aseguradoras ante la necesidad de una cualificación profesional para poder hacer frente a las presentes exigencias reguladoras y como certificación de una base de competencias bancarias y financieras.
Por su parte, el objetivo de la certificación EIA (European Investment Assistant, o Asistente Europeo de Inversiones) es complementar los segmentos básicos de las redes comerciales de entidades financieras y aseguradoras ante la necesidad de una cualificación profesional para poder hacer frente a las presentes exigencias reguladoras, y como certificación de una base de competencias bancarias y financieras en el ámbito de brindar información sobre los servicios que presta la entidad.