Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Cepsa reduce un 18% su beneficio a septiembre, hasta 373 millones, por márgenes del refino y precio del crudo

Cepsa obtuvo un beneficio neto de 373 millones de euros en los nueve primeros meses del año, lo que representa una caída del 18% con respecto al mismo periodo del ejercicio anterior, informó la petrolera.
Este caída en el resultado, realizado calculando la variación de inventarios a coste de reposición y eliminando los elementos no recurrentes (Clean CCS), se debió principalmente a la volatilidad del precio del crudo en el periodo, aún en bajas cotas, que penalizó los resultados de la actividad de Exploración y Producción y que "ha sido posible minimizar gracias al programa de contención de costes puesto en marcha", así como a unos márgenes del refino más estrecho en el periodo, indicó el grupo.
No obstante, aplicando las Normas Internacionales de Información Financiera (NIIF) y por tanto calculando la variación de inventarios a coste medio unitario, el resultado neto acumulado a septiembre se situó en 457 millones de euros, un 12% más.
Por áreas, la actividad de exploración y producción registró unas pérdidas de 10 millones de euros en el periodo, recortando los 'números rojos' de 51 millones de euros de hace un año, gracias a la reducción de costes de exploración y desarrollo y a los planes de eficiencia. Las ventas de crudo se situaron por encima de los 13 millones de barriles, un 6% más que las del mismo periodo del año anterior.
Por su parte, el área de refino y comercialización reportó unas ganancias de 305 millones de euros, un 36% menos que en los nueve primeros meses del año pasado, debido principalmente a un estrechamiento de los márgenes.
En este tercer trimestre del año la petrolera propiedad 100% de Ipic destiló 118,4 millones de barriles, cifra superior en dos millones de barriles a la cantidad refinada en el mismo periodo de 2015.
PETROQUÍMICA, ELEVA UN 83% SU BENEFICIO.
El área Petroquímica elevó un 83% su beneficio en el periodo, hasta los 77 millones de euros, impulsado por los buenos resultados de las exportaciones de LAB (materia prima de detergentes) a Europa y África, así como por la recuperación de los márgenes de fenol tanto en el Viejo Continente como en China.
Además, el grupo dirigido por Pedro Miró continúa a buen ritmo las obras de construcción de la nueva planta de alcoholes vegetales en Indonesia, con fecha prevista de entrada en producción en el primer trimestre del próximo año.
Mientras, la división de Gas y electricidad aumentó un 24% su beneficio en los nueve primeros meses del año, hasta los 31 millones de euros, gracias al área de gas, especialmente por la participación de Cepsa en el gasoducto Medgaz. Por otro lado, el negocio se vio perjudicado por la alta competencia y el exceso de oferta en el mercado nacional de gas natural y electricidad.
Por otra parte, Cepsa redujo en el periodo en un 57% los accidentes potencialmente graves, disminuyendo también el índice de accidentes hasta 1,26, frente a los 1,99 acumulados del tercer trimestre de 2015.