Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Cepsa y Sonatrach estrechan su relación con proyectos en Argelia y opciones más allá del 'upstream'

Cepsa y Sonatrach han firmado este martes en Argel una serie de acuerdos que consolidan la colaboración de las dos compañías en sus actuales proyectos a largo plazo y que además abren la posibilidad de evaluar otras oportunidades de colaboración más allá del sector 'upstream', anunció en una nota la compañía española.
La empresa no detalla en qué ámbito se desarrollará la colaboración fuera del 'upstream', si bien adelanta que se realizará "aprovechando el modelo de negocio integrado de Cepsa". Al margen del 'downstream', la compañía tiene presencia en el 'midstream' y en el 'downstream', área en la que a su vez destaca especialmente por la internacionalización del negocio químico.
Los acuerdos han sido rubricados por el consejero delegado de Cepsa, Pedro Miró, y por su homólogo de Sonatrach, Amin Mazouzi, y ponen de manifiesto "la excelente relación que existe entre Cepsa y Sonatrach", así como entre los Emiratos Árabes Unidos, Argelia y España, indica a compañía. El accionista único de Cepsa, IPIC, tiene sede en el primero de estos tres países.
Ambas compañías también han firmado a través de estos acuerdos un Memorándum de Entendimiento (MOU, por sus siglas en inglés), un documento marco para estudiar nuevas oportunidades de colaboración en otros sectores de actividad donde ambas compañías comparten intereses, tanto en Argelia como en otros países.
La firma de estos acuerdos tiene como objetivo principal consolidar la colaboración histórica entre Sonatrach y Cepsa, que lleva 30 años desarrollando actividades en Argelia.
El campo de Rhourde el Krouf (RKF), situado en la cuenca del Berkine, al este del país, y operado por la asociación Sonatrach-Cepsa, fue el primer yacimiento de crudo puesto en producción por Cepsa en Argelia en 1996. Tiene una producción media de 11.000 barriles al día.
Por otro lado, Cepsa continúa con su participación junto a Sonatrach, Anadarko, Maersk, Pertamina, Talisman y ENI en el campo de crudo de Ourhoud, situado también en la cuenca de Berkine. En Argelia, Cepsa opera también otros yacimientos, los de BMS (Bir el Msana) y Rhourde er Rouni II.
Junto a sus instalaciones de producción de crudo, las actividades de Cepsa en Argelia abordan también la producción de gas natural en su campo de Timimoun, en la cuenca de Berkine, actualmente en desarrollo. Además, la compañía tiene una participación del 42% en el gasoducto Medgaz, que garantiza el abastecimiento de Europa desde Argelia a través de España.