Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Carmila, la inmobiliaria de Carrefour, compra tres centros comerciales en España por 77 millones

Carmila, la filial inmobiliaria de Carrefour, ha comprado tres centros comerciales en España situados al lado de hipermercados del grupo, una operación valorada en 77 millones de euros, con la que la firma eleva a 69 el número de activos con que cuenta en el país.
Con estas adquisiciones, la rama patrimonial del grupo de distribución refuerza el conjunto de su cartera, que al cierre del pasado año estaba compuesta por 189 centros comerciales repartidos por España, Francia e Italia y valorados en unos 4.600 millones de euros.
Los centros comerciales comprados en España son 'El Mirador' de Burgos, el 'Montigalà' de Badalona (Barcelona) y el 'Atalayas' de Murcia, que suman un total de 30.000 metros cuadrados de superficie comercial.
Los complejos se han adquirido a Hispania Retail Properties, una firma participada por el Grupo Lar, y cuentan con una superficie de entre 9.104 y 10.668 metros cuadrados y con una afluencia de entre 3,5 y 5 millones de visitantes al año.
En paralelo a la operación en España, la firma patrimonialista de Carrefour ha adquirido en Francia un lote de 18 locales del centro comercial 'Pince-Vent' de Ormesson, localidad próxima a París.
Carmila indicó en un comunicado que su estrategia para estos establecimientos contiguos a sus hipermercados pasa por crear valor a los activos mediante su dinamización.
Para ello, la compañía asegura tener en marcha una cartera de proyectos de inversión para de 1.200 millones de euros en trabajos de mejora e innovación en toda su cartera de centros comerciales.
Carmila fue constituida en abril de 2014 por Carrefour, que controla el 42% de su capital con el fin de poner en valor centros comerciales situados al lado de sus hipermercados. El resto del accionariado de la firma está en manos de grandes inversores institucionales.