Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Botín pide una reforma laboral "profunda y de calado" que dé flexibilidad a las empresas

El presidente del Santander añade "y que consiga crear empleo"

Aboga por que las entidades saneen sus balances por su exposición al 'ladrillo' este ejercicio

Emilio Botín pronosticó que el 2012 se presenta "muy difícil", aunque registrará una mejoría a medida que llegue a su fin, al contrario de lo sucedido en 2011. El presidente del Banco Santander, que hoy presentó resultados, también dijo que el país necesita "cuanto antes" tener una reforma laboral "profunda y de calado", que dé flexibilidad a las empresas y que establezca criterios de productividad en temas salariales.
Emilio Botín dijo que este año "va a ir de menos a más". Aunque el ejercicio 2012 en España se presenta "muy difícil" se registrará una mejoría a medida que llegue a su fin, al contrario de lo sucedido en 2011.
Además, el presidente del Santander pidió una reforma laboral "cuanto antes" y que sea "profunda y de calado" para dar flexibilidad a las empresas y que establezca criterios de productividad en temas salariales.
"Y que consiga crear empleo", apostilló.
Botín ha abogado por que las entidades financieras culminen el saneamiento de sus balances por su exposición al 'ladrillo' durante el presente ejercicio, y por que se limite el uso de fondos públicos. A falta de conocer los detalles de la reforma financiera que presentará el Gobierno próximamente, Botín sostuvo que la exigencia de provisiones adicionales sobre activos inmobiliarios por importe conjunto de unos 50.000 millones de euros "va en la buena dirección".
Durante la presentación de los resultados anuales del Santander, el presidente del primer banco español ha subrayado que las provisiones "deberían constituirse este ejercicio en su totalidad" y que cada entidad deberá hacer sus propias provisiones limitando el uso de recursos públicos.
Botín ha asegurado que la reforma financiera "debe finalizar cuanto antes" y que "hay que dar nuevos pasos", a pesar de que se ha avanzado mucho en el proceso de reestructuración del sector con la transformación de las cajas de ahorros y la reducción del número de entidades.