Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Albella (CNMV) cree que España no es un país corrupto, pero hay "ovejas negras" que hacen daño

El presidente de la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), Sebastián Albella, ha afirmado este martes que España no es un país corrupto, pero ha indicado que existen "ovejas negras y problemas concretos que hacen un daño extraordinario".
"Somos un país con un grado de moralidad social general alto", ha afirmado Albella durante su participación en los Desayunos Informativos de Europa Press, donde ha destacado que su naturaleza optimista le hace ver las cosas de modo positivo.
El presidente del supervisor ha destacado que a lo largo de su vida profesional, tanto el tiempo que ha desarrollado su carrera en el sector público como en el privado, no ha tenido "el más mínimo contacto" con "ningún supuesto que pudiera identificarse claramente como corrupto".
En este sentido, ha manifestado que su impresión tanto de los funcionarios como de las autoridades es "muy positiva". Por ello, ha asegurado que lamenta "extraordinariamente" que se den casos sospechosos de corrupción. "Espero que se acabe esto de una vez porque lo necesitamos", ha zanjado.
Albella se ha pronunciado así tras las últimas acciones del juez de la Audiencia Nacional Eloy Velasco que han llevado a prisión sin fianza al expresidente de la Comunidad de Madrid Ignacio González por presunto desvío de fondos durante su gestión del Canal de Isabel II.