Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El príncipe Carlos conoce ya a Meghan Markle

La relación entre el príncipe Harry y la actriz Meghan Markle no es un romance pasajero. Según entorno del joven de 32 años, la posibilidad de un compromiso más serio podría estar en los planes de futuro de ambos. "Es ciertamente una posibilidad. Es bastante serio, así que veremos", dijo a People una fuente cercana al hermano del príncipe Guillermo.
El idilio se tornó más importante en los últimos dos meses y las cosas están sucediendo de una manera muy natural. Hasta tal punto es importante para Harry su nueva pareja que ya ha sido presentada a su padre, el príncipe Carlos. "Harry va muy en serio con ella y ella también con él. Es genial. Tienen mucho en común y estoy seguro que ellos lo llevarán muy bien", dijo un amigo de su alteza real. Varios medios han tratado de confirmar las informaciones, pero ni el Palacio de Kensington ni los representantes de la intérprete han entrado a comentar "asuntos privados".
La protagonista de Suits, tres años más mayor que el príncipe y divorciada, ha publicado muchas pistas en su cuenta de Instagram en las últimas semanas, incluyendo una divertida fotografía de dos plátanos, con caras dibujadas y simulando dormir juntos, compartida el mismo día que dejó de ser una actriz más.
Hace dos meses y medio Meghan estuvo de visita en Madrid con sus amigos Markus Anderson y la diseñadora Misha Nonoo. Los tres disfrutaron del buen tiempo y de la gastronomía de la capital. Markle compartió varias instantáneas de lugares típicos de tapeo en la ciudad, además de una visita a la emblemática librería Padrino, convertida en un afterwork de moda, y la obligada al Museo del Prado. Madrid fue la guinda a unos días de descanso, playa, yates y buena vida en las islas de Formentera e Ibiza en compañía de un nutrido grupo de amigos.