Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El Museo de la Minería del País Vasco bate su récord en 2016 al alcanzar los 16.231 visitantes

El Museo de la Minería del País Vasco, ubicado en el municipio vizcaíno de Abanto Zierbena, ha batido su récord en 2016, al alcanzar los 16.231 visitantes, un millar más que el año anterior.
Según han informado desde el museo, octubre fue el mes de mayor afluencia, con 1.844 visitantes, mientras las visitas descendieron durante los meses de verano, especialmente en agosto.
Para la directora del Museo de la Minería del País Vasco, Ohiane Uribelarrea, "descubrir el museo de la minería del País Vasco se está convirtiendo en un gran plan de ocio, para parejas, familias y grupos de amigos, y se está notando", ha indicado.
La mayor parte de quienes se acercaron al museo el pasado año, 14.912 personas, procedían del País Vasco. De ellos, 13.696 visitantes correspondieron a Bizkaia, 752 a Gipuzkoa y 464 a Álava.
Otras interesados por conocer el museo eran cántabros, madrileños, catalanes, navarros y riojanos. Los franceses fueron los extranjeros que más visitaron la muestra.
Por colectivos, son los escolares de Bizkaia los que más visitan y descubren la historia de la minería a través del museo, ya que 4.413 alumnos de colegios vizcaínos pasaron por el espacio museístico en 2016, lo que conllevó unos ingresos por venta de entradas de 17.652 euros.
Entre las actividades más demandas, destacan las visitas guiadas a la exposición permanente, seguidas del taller de barrenadores, una iniciativa que lleva en marcha desde 2012.
EXPOSICIONES
Durante 2016 se exhibieron en el museo tres exposiciones temporales, si bien la más visitada fue la dedicada al '150 Aniversario del ferrocarril de Triano'.
Las muestra recogía diversos elementos ferroviarios, fotografías y paneles informativos que relataban la historia del ferrocarril minero de Triano desde su puesta en funcionamiento, hace 150 años, hasta su conversión en línea de transporte de viajeros, dentro de la red de cercanías.