Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Fallece Leonard Cohen

Leonard Cohen ha muerto. Tenía 82 años. Su familia lo anunciaba esta noche en la página oficial del cantante. En el comunicado decían perder a uno de los visionarios más venerados y prolíficos de la música. Cantautor, poeta, actor, pero sobre todo artista. El mismo hombre que compartió cama con Janis Joplin. El mismo por el que han suspirado miles de mujeres durante años y el escritor, incluso antes que cantante, de la retórica y pasión sobre una vida llena de excesos y traiciones. Nació en Quebec en 1934 y ha muerto en Los Ángeles, donde presentó su último disco 'You want it darker'. Un disco en el que avisaba al mundo de que ya se sentía cerca de la muerte. Un disco en el que Cohen se reconciliaba consigo mismo después de toda una vida agitada por el alcohol, las drogas y su dependencia a los antidepresivos. Se arruinó por completo, y eso le hizo regresar a la carretera con más fuerza que nunca. Premio príncipe de Asturias en 2011. Premio a la excelencia literaria. Maestro del susurro. Del desasosiego y el cariño. De melodía sencilla, voz grave y envolvente. Cohen no fue rockero ni cantautor. Cohen fue dueño de su propio estilo. Y con su sombrero Federola y su mirada felina. Hoy, se despide de nosotros. La música se queda hoy con menos voz.