Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Diego Matamoros: "No tengo ninguna sensación porque no hablo nada de la boda"

Laura y Diego Matamoros parecen no compadecerse de las lágrimas de su padre, Kiko Matamoros. El colaborador se derrumbaba al mencionar que el día de su boda con Makoke, el próximo 16 de septiembre, no será "completamente feliz" debido a las ausencias en tal especial día para él y los suyos.
Entretanto sus hijos decidieron poner tierra de por medio y disfrutar de un viaje de ensueño para alejarse del día más feliz en la vida de su padre. El destino elegido ha sido Marruecos donde se han mostrado tranquilos y relajado, dando muestra de su felicidad a pesar de la distancia con su padre. Se han dejado ver disfrutando de una tarde de compras en un mercadillo y recorriendo algunos de los lugares más emblemáticos de la ciudad.
A su regreso Diego Matamoros disfrutó dando un paseo con sus perros por los alrededores de su residencia. Fiel a su estilo informal y desenfadado eligió unos vaqueros, camiseta gris a juego con un simpático gorrito de lana, más propio del invierno.
Siempre atento con la prensa que esperaba su regreso a casa, evitó pronunciarse al respecto de la boda de su padre, Kiko Matamoros y Makoke celebrada el pasado 16 de septiembre "No tengo ninguna sensación porque no hablo de nada de la boda". Asimismo quiso dejar claro que no había visto ninguna de las dos exclusivas del enlace donde los novios han querido compartir su historia de amor culminada con este 'sí quiero'.
Tanto Laura como Diego nunca se mostraron conformes con la relación que mantiene su padre con Makoke desde hace dieciocho años, una época marcada por luces y sombras que han venido a profundizar las heridas, después del paso televisivo de todos ellos.