Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El 'Big Data' ha puesto fin al "invierno" de la Inteligencia Artificial, según el director de Telefónica I+D

Las tecnologías 'big data', aquellas que permiten manejar y explotar grandes cantidades de datos, son la clave para desarrollar la inteligencia artificial (IA) después de años de reducidos avances en este ámbito, según el director ejecutivo de Telefónica I+D y fundados de siete empresas tecnológicas, David del Val.
"La inteligencia artificial sufrió un invierno nuclear a principios de los 90, pero con la integración de datos y algoritmos, se ha abierto un mundo infinito de posibilidades donde el único límite es la ética", ha asegurado el directivo durante la II edición de las 'Impact Innovation Talks' organizadas por Telefónica Open Future (TOF) y Profesional Women Network (PWN).
Durante su intervención en el encuentro, Del Val ha señalado a los coches autónomos o los sistemas de predicción del tráfico como algunas de las tecnologías que ya han sido desarrolladas gracias a la IA, así como "muchas cosas que parecen ciencia ficción".
En el encuentro, organizado con el objetivo de impulsar el emprendimiento femenino con éxito, según sus organizadores, el panel de expertos celebrado ha versado sobre 'Big Data', innovación, inversión, realidad virtual y robótica.
Además del director ejecutivo de Telegónica I+D, han participado en el evento la consultora en liderazgo competitivo sostenible y creadora de modelos de negocio únicos Isabel Aguilera, la doctora en biología molecular y fundadora de B-Able, Almudena Trigo; el director ejecutivo de Faraday, Gonzalo Tradacete; el experto en proyectos de Realidad Virtual Roberto Romero y la directora ejecutiva de ASTI, Verónica Pascual.
Durante su intervención, Trigo ha subrayado la necesidad de apoyar la creación de empresas tecnológicas con base industrial como vía para la creación de empleo estable, dada la importancia que tiene contar con un "amplio tejido industrial de base tecnológica", tal como, a su juicio, ha demostrado la crisis económica.
Por su parte, Aguilera ha hecho hincapié en la "consustancialidad" entre tecnología y proyectos emprendedores, aunque ha lamentado que la primera "está todavía un paso más adelante" que el talento.
Aún así, ha minimizado los fracasos en el emprendimiento tecnológico y se ha alineado con la idea de que "si hay que fallar, mejor fallar rápido y aprender".
En este sentido, Tradacete ha defendido que para las personas que quieren emprender "lo peor es quedarse con la espina clavada" por no hacerlo y se ha mostrado convencido de que, según su experiencia, "el porcentaje de éxito entre las mujeres que emprenden es mayor que el de los hombres".
Por su parte, Romero y Pascual han hecho hincapié en la capacidad del emprendimiento tecnológico para provocar cambios tanto a nivel de la industria del ocio como en el sistema de producción y "en los mundos industriales más avanzados".
De hecho, mientras que el experto en realidad virtual ha señalado la potencialidad de esta tecnología para revolucionar "la elaboración de los contenidos de todo tipo y en la forma de contar historias", la directora ejecutiva de ASTI ha puesto el acento sobre la vertiente más económica de la IA y la robotización: "El trabajo de muchos profesionales de baja cualificación será realizado por robots en los próximos años. Ya ha empezado en algunas fábricas".
Por ello, la mayoría de los ponentes han señalado al sistema educativo como un modelo que debe dejar de educar en "la seguridad y el miedo al fracaso" para, a su juicio, enseñar a "arriesgarse y salir de la zona de confort".