Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Brooke Mueller lucha por su rehabilitación

La ex esposa de Charlie Sheen, Brooke Mueller, se encuentra en rehabilitación desde que fue hospitalizada. La actriz de 39 años desapareció con sus hijos de siete años, Bob y Max, después de un altercado en un bar. Una vez localizada por las autoridades, la actriz fue trasladada a un hospital para su evaluación y, según los informes médicos, se encuentra en proceso de rehabilitación desde ese momento.
"Ella estuvo en el hospital por un tiempo. Sé que se despertó en el hospital después de la desintoxicación y mi madre le preguntó qué quería hacer en este momento, y fue ella misma la que pidió curarse. 'Quiero volver a la rehabilitación, y quiero quedarme allí por un tiempo'", dijo la hermana de Brooke, Sydney, a Entertainmet Tonight.
Sydney señaló que la intérprete se encuentra mucho mejor y está poniendo todo de su parte para superar el bache. "No quiere irse hasta que hasta que esté totalmente sobria y sin tentaciones de ningún tipo", añadió.
Mientras, su exmarido también mantiene su dura lucha contra el sida. El pasado 1 de diciembre, el actor reveló estar siendo sometido a un tratamiento experimental con PRO-140, una medicina que se suministra una vez a la semana y cuyo objetivo es acabar con la enfermedad. Aunque la terapia está en proceso de evaluación, el que fuera el actor mejor pagado del mundo cuando protagonizada Dos hombres y medio piensa que el nuevo fármaco le ha liberado del virus.