Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Los conservadores ganan las elecciones en Suecia

El líder de la coalición suecaReuters
"Hemos dicho que el bloque más votado debía gobernar, y ése ha sido Alianza", ha indicado antes sus seguidores anoche el primer ministro sueco y líder de Alianza, Fredrik Reinfeldt. La coalición conservador derrotó por amplio margen a la oposición de centro izquierda formada por la coalición Rojo-Verde, pero no consiguió revalidar su mayoría absoluta.
La novedad ha sido la entrada en el Riksdag del partido xenófobo Demócratas de Suecia (DS), que conseguiría por primera vez representación parlamentaria y contaría con 20 diputados, según los resultados oficiales provisionales. Reinfeldt aseguró anoche que no negociaría con el DS.
La líder del centro izquierda reconoce su derrota electoral
La líder de la coalición opositora de centro-izquierda Rojo-Verde, Mona Sahlin, ha reconocido su derrota en las elecciones legislativas celebradas este domingo en Suecia y ha emplazado al actual primer ministro, el Fredrik Reinfeldt, de la coalición conservadora Alianza, a construir una mayoría parlamentaria de Gobierno.
"La Alianza es con toda probabilidad la mayor minoría", afirmó Sahlin ante sus simpatizantes. "Están en el asiento del conductor en lo que respecta a construir un gobierno. Hemos perdido", dijo. Los resultados oficiales provisionales conceden a Alianza 173 de los 349 escaños del Parlamento sueco, el Riksdag, frente a los 156 de la coalición Rojo-Verde, lo que obligaría a alcanzar pactos.
La noticia ha sido la entrada en el Riksdag del partido xenófobo Demócratas de Suecia (DS), que conseguiría por primera vez representación parlamentaria y contaría con 20 diputados. Aunque el DS, un partido con raíces neonazis, finalmente tenga la llave de la gobernabilidad, los dos principales bloques han descartado cualquier colaboración con ellos.