Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Multitudinaria concentración en Estocolmo en recuerdo de las víctimas

Lágrimas y flores recuerdan a las víctimas del atentado del viernes y, mientras se suceden las condolencias, se van conociendo más datos. El autor del ataque con camión es un hombre de treinta y nueve años natural de Uzbekistán. Según la Policía sueca, había mostrado su simpatía por el autodenominado Estado Islámico en redes sociales. En 2014 había solicitado permiso de residencia en Suecia. Le había sido denegado y estaba siendo buscado por las autoridades para ser expulsado. En rueda de prensa, la Policía ha confirmado que los fallecidos en el atentado han sido ya identificados y se ha avisado a sus familiares. Se trata de dos suecos, un belga y un británico. Además resultaron heridas quince personas de las que diez siguen hospitalizadas. La Policía continúa los interrogatorios y el Fiscal adjunto del país ha confirmado la detención de un supuesto cómplice. Una Suecia dolida quiere volver a la normalidad. Miles de suecos han participado en una manifestación antiterrorista. La calle del atentado se ha reabierto este domingo. Los almacenes  contra los que se estrelló lo harán el lunes. Tenían pensado hacerlo hoy mismo con los productos dañados en el atentado a mitad de precio. Finalmente han dado marcha atrás por las críticas recibidas.