Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

¿Dónde están los mayores focos de gérmenes? Una pista, no es el baño

¿Dónde están los mayores focos de gérmenes? Una pista, no es el bañoGtres

Siempre pensamos que los mayores focos de gérmenes se encuentran en los inodoros, por ello son muchas las personas que no utilizan los baños públicos por miedo a ser contagiados. Pero sorprendentemente no es en los baños donde se encuentran los mayores focos de gérmenes.

El teléfono móvil, y el ordenador son dos de los grandes lugares donde se concentra una gran cantidad de bacterias. La mayoría de estos gérmenes proviene de tus manos y de todo lo que tocas con ellas a lo largos del día. Al mismo tiempo, muchas veces apoyamos nuestro dispositivo móvil o nuestro portátil en lugares públicos, lo que propicia aún más que estos dispositivos contengan más gérmenes que un baño público.
Los cajeros automáticos, el mando de la televisión o el carro de la compra pueden contener un gran número de microorganismos nocivos por su falta de limpieza, algo crucial para mantenerlos a raya.
Las almohadas son otro de los objetos cotidianos en los que se esconden más gérmenes, ya que los ácaros y las bacterias se convierten en un gran foco de infección. El cepillo de dientes, por su proximidad al inodoro y el descuido en su aclarado lo convierte en el foco de gérmenes número 1 en el cuarto de baño.
El estropajo del fregadero está en contacto permanente con la humedad y los restos de comida, lo que genera que éste sea junto con los cubitos de hielo, uno de los grandes focos de gérmenes que puedes encontrar en tu cocina.
La limpieza frecuente, clave para evitar la proliferación de bacterias
Los expertos avisan de  que no hay que dejarse atrapar por el pánico, ya que las bacterias no siempre son nocivas para la salud. De cualquier manera, llevar una rutina de limpieza clara en algunos de estos objetos cotidianos te ayudará a mantener los gérmenes a raya.
El ratón y el teclado del ordenador son los dos grandes sitios donde viven las bacterias en tu ordenador. Limpiarlo de forma adecuada es crucial para evitar su proliferación. Siempre apagando y desconectando previamente el aparato, da a vuelta al teclado y al ratón y propina unos leves golpes en el reverso para que la suciedad caiga. Después utiliza una toallitas desinfectantes para limpiar hasta el último rincón al que puedes llegar con ellas.
Evita que otras personas utilicen tus dispositivos móviles, y más con las manos sucias, y de igual manera limpia la pantalla de tu móvil  con alcohol o toallitas desinfectantes antes de usarlo.