Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Condenada a arresto domiciliario en la casa que okupó

Bárbara Molina okupó una casa en Madrid hace cinco años. Vive allí con sus dos hijos. Desde hace diez días, sin embargo, no puede salir. Un juez le puso una multa por entrar ilegalmente en el inmueble, y como no la puede pagar, le han condenado a cumplir arresto domiciliario en esa misma vivienda. En total, 45 días sin salir de la casa que okupa. Después de eso, la expulsarán. La Plataforma de Afectados por la Hipoteca asegura que este caso cada vez es más común.