Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Zapatero aplaza su reunión con Gómez en La Moncloa

El presidente del Gobierno y secretario general del PSOE, José Luis Rodríguez Zapatero, aplaza finalmente la reunión con el secretario general del PSM, Tomás Gómez, prevista para el mediodía de hoy, en la que debían tratar el futuro de las candidaturas de cara a las elecciones autonómicas y locales de 2011.
Fuentes socialistas han informado de que la reunión finalmente no se celebrará, después de que el jueves se filtrara que el presidente había decidido convocar finalmente en La Moncloa a Gómez para pedirle que se aparte para dejar paso a la ministra de Sanidad, Trinidad Jiménez.
Aunque por el momento la decisión de apostar por Jiménez no ha sido anunciada formalmente, el entorno de Gómez sí ha mostrado su determinación a mantener las opciones de su secretario general a encabezar la lista del PSOE a la Presidencia regional y, en todo caso, celebrar primarias.
Desde primera hora de la mañana, numerosos medios de comunicación se habían apostado en la puerta principal de entrada al Palacio de La Moncloa, a la espera de que llegase el secretario general del PSM para reunirse con Zapatero. Sin embargo, a las doce del mediodía, hora prevista para la reunión, Tomás Gómez no había llegado.
Jiménez es la opción del PSOE
La reunión entre Zapatero y Gómez se había programado tras el debate suscitado en el partido después de que una encuesta interna pusiera de manifiesto que la actual ministra de Sanidad, Trinidad Jiménez, estaría mejor posicionada para ganar las elecciones autonómicas que Gómez, hasta ahora único aspirante a la candidatura socialista a la Presidencia de la Comunidad de Madrid.
A raíz de estas encuestas, Zapatero, en una comparecencia pública, respaldó a Tomás Gómez y dijo que tenía de él una "buena" opinión, pero añadió que su valoración de Trinidad Jiménez era "buena, buenísima", lo que ha generado todo tipo de especulaciones sobre cuál es el nombre que apoya el jefe del Ejecutivo.
Si Tomás Gómez decidiera seguir adelante con su candidatura y no descartarse, como podría pedirle el presidente del Gobierno, el PSM tendría que celebrar primarias en el caso de que Jiménez u otro aspirante se presentara para el cartel electoral socialista.