Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La UE acuerda salvar a Grecia de la deuda, pero no hace desembolsos económicos

El presidente francés, Nicolas Sarkozy, y la canciller alemana, Angela Merkel, han cerrado un acuerdo para ayudar a Grecia a hacer frente a su crisis de deuda y evitar así su quiebra y el contagio a otros países de la eurozona atacados por los mercados como España y Portugal.
El pacto se ha cerrado en una reunión con el primer ministro griego, George Papandreu, previa a la cumbre extraordinaria de jefes de Estado y de Gobierno que se celebra en Bruselas.
"Vamos a la biblioteca Solvay (donde se celebra la cumbre de líderes europeos) a anunciar el acuerdo al que hemos llegado", afirmó el presidente permanente del Consejo Europeo, Herman Van Rompuy al término del encuentro, en el que participaron también el presidente de la Comisión, José Manuel Durao Barroso, y el presidente del Banco Central Europeo, Jean-Claude Trichet.
Van Rompuy no ha desvelado ningún detalle del acuerdo pero ha anunciado que habrá una declaración conjunta de los líderes europeos al término de la cumbre. "Grecia es parte de la unión monetaria. Grecia no se quedará sola, pero hay que cumplir las reglas y sobre esta base habrá una declaración", afirmó por su parte la canciller alemana, Angela Merkel.
Grecia "merece la confianza"
Por su parte, el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, se ha mostrado convencido de que Grecia "cumplirá con su responsabilidad" y ha asegurado que el país heleno "merece la confianza y el apoyo de la UE". El también presidente de turno de la Unión ha apuntado que había que dar una respuesta a la situación de Grecia que implicaba dos retos: la estabilidad de la zona euro y la propia capacidad de la Unión para dar una solución completa y estable.
Zapatero ha apuntado que la solución acordada hoy es "positiva" y con ella se ha puesto de manifiesto "el compromiso de los 27 y en particular de los países de la zona euro". El presidente ha insistido en que la solución muestra un equilibrio entre "responsabilidad y solidaridad", y con ella la UE da un mensaje de tranquilidad y de confianza.
Tras la reunión del Eurogrupo
El Consejo Europeo se ha visto precedido por dos días de intensos rumores que apuntan que los países de la eurozona están diseñando un plan de rescate para Grecia, unas especulaciones que han aplacado el nerviosismo de los mercados y las caídas de las bolsas.
De hecho, los ministros de Economía de los 16 Estados miembros de la zona euro, entre ellos la vicepresidenta Elena Salgado, celebraron este miércoles una videoconferencia para preparar el encuentro, pero no cerraron ningún plan concreto de rescate a Grecia, según fuentes diplomáticas.
Los líderes europeos reiterarán este jueves su apoyo "claro" a Grecia para hacer frente a su crisis de deuda. Pero a cambio pedirán al primer ministro griego, George Papandreu, nuevas garantías de que va a aplicar estrictamente su riguroso plan de ajuste presupuestario, que prevé recortar el déficit 4 puntos este año y pasar del 12,7 por ciento del PIB en 2009 hasta el 2,8 por ciento en 2012. Y le advertirán de que la UE someterá a una vigilancia reforzada las cuentas públicas griegas.