Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Raphael pone en pie al Teatro Romano de Mérida en su gira 'Sinphonico'

El Teatro Romano de Mérida ha vivido este viernes su primera gran noche de conciertos del Stone&Music Festival con una actuación de Raphael quien, acompañado por la Orquesta de Extremadura, ofreció un repertorio de 40 canciones de su gira 'Sinphónico' ante 3.000 espectadores que colgaron el cartel de 'No hay localidades' y que ovacionaron en pie al artista jienense.
Una actuación enmarcada en una gira con la que Raphael pretende mostrar algunas de las mejores canciones de sus 50 años de carrera musical de forma sinfónica. Raphael se entregó totalmente al público en el Teatro Romano, en un "auténtico derroche de energía" al que tiene acostumbrados a sus seguidores tras más de cinco décadas sobre los escenarios.
En Mérida lo hizo una vez más. "Fueron más de 40 temas los que interpretó Raphael en una noche mágica en el Teatro Romano", señala el festival emeritense en una nota de prensa. Entre ellos no faltaron clásicos como 'Mi gran noche', 'Provocación', 'Yo soy aquel', 'Escándalo' o 'Qué sabe nadie'.
El de este sábado ha sido el primer espectáculo del Stone&Music en el Teatro Romano, pero no el primero de esta su primera edición, tras la actuación de David Guetta el día anterior en el Albergue El Prado.
Tras este primer fin de semana de actuaciones, el próximo será el turno para José Luis Perales y Celia Romero, quienes tomarán el escenario del Teatro Romano el próximo viernes, mientras que el sábado llegará el turno de Alejandro Sanz, para finalizar el domingo con Miguel Poveda.
Cerraran el certamen las actuaciones de Manuel Carrasco (16 de septiembre) en el Teatro Romano y de Ricky Martín (18 de septiembre) en el Albergue El Prado.