Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Prisión para un 'ciberacosador' que amenazaba a sus víctimas por móvil

La Policía Nacional ha detenido a un joven 'ciberacosador' (B.C.S.), al que considera muy agresivo, que coaccionaba a menores a través del teléfono móvil y que ya había sido detenido hace un año por chantajear a sus víctimas a través de internet, una de las cuales, un joven estonio, se suicidó. El arrestado ya ha ingresado en prisión por orden judicial.
Según ha informado la Dirección General de la Policía y la Guardia Civil, se hacía pasar por una chica adolescente para lograr que le enviaran archivos de contenido sexual. Ya le habían cortado el acceso a internet después del primer arresto, por lo que ahora acosaba a través del móvil.
El joven, de 22 años y detenido en Puerto Real (Cádiz), coaccionaba ahora a sus víctimas a través de la conexión de su teléfono móvil, mediante recargas de prepago y se hacía pasar por una chica adolescente para engañar a sus víctimas.
En abril de 2008, el joven fue arrestado después de que las autoridades estonias descubrieran que el joven, tras contactar con un menor de 13 años de ese país, había logrado obtener diversas imágenes. Después le chantajeó, le amenazó y remitió un vídeo sexual de la víctima a varios de sus contactos.
El menor se suicidó en Estonia y al acosador le detuvieron en octubre de 2008 en un domicilio de Puerto Real, donde intervinieron imágenes de cerca de 70 jóvenes, probablemente menores de edad y de rasgos extranjeros.
Además, también se detectaron fotografías y vídeos de una chica adolescente, que era el "señuelo" o personalidad falsa que solía adoptar el detenido para engañar y conseguir las primeras imágenes de sus víctimas.
A mediados de septiembre de 2009, la policía de Estonia comunicó que B.C.S. continuaba amenazando a menores de edad a través de una nueva cuenta de correo electrónico.