Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Obama: "Atended a vuestros profesores, escuchad a vuestros padres y trabajar duro para lograr el éxito"

Barack Obama en la escuela de educación secundaria Wakefield, en ArlingtonReuters
El presidente de EEUU, Barack Obama, ha acudido a una escuela secundaria para impulsar la educación coincidiendo con el inicio del curso escolar. El jefe del Ejecutivo estadounidense ha pedido a los estudiantes en Estados Unidos que se esfuercen en sus estudios, un mensaje que ha sido muy criticado por los conservadores.
En su discurso en la escuela de educación secundaria Wakefield, en Arlington, a las afueras de Washington, y televisado, el presidente estadounidense ha dicho a los estudiantes que "asuman sus responsabilidades" y acudan a sus clases, "atiendan a sus profesores, escuchen a sus padres, abuelos y otros adultos y trabajen duro para lograr el éxito".
Obama ha aludido a su propia historia personal para poner de manifiesto cómo el trabajo acaba trayendo su recompensa. Sin el esfuerzo personal de los estudiantes, ha explicado, da igual que los profesores sean excelentes o que el material escolar sea el mejor existente, declaró.
Así, ha recordado cómo su madre le levantaba a las cuatro y media de la mañana para darle clases complementarias cuando vivían en Indonesia, en los primeros años escolares del que sería futuro presidente.
Críticas de la oposición
El discurso del presidente estadounidense había recibido numerosas críticas desde que se anunció la semana pasada. Grupos conservadores habían considerado que el mensaje del presidente equivalía a un "adoctrinamiento" político.
Asociaciones de padres protestaron porque el discurso se iba a transmitir en las escuelas, por lo que algunos centros educativos optaron por no mostrarlo a sus alumnos o pedir el permiso paterno para que los niños escucharan el mensaje.
El presidente George Bush ya lanzó un mensaje similar en 1991 a los estudiantes en un mensaje televisado desde una escuela. De hecho Obama ha contado con un aliado inesperado, la ex primera dama Laura Bush.
En parte, la polémica actual tiene sus raíces no tanto en el discurso en sí sino en una propuesta de lección sugerida por el Departamento de Educación para acompañar el mensaje de Obama. La propuesta inicial recomendaba que los estudiantes redactaran cartas en las que expusieran "lo que pueden hacer para ayudar al presidente".